CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Entretenimiento

Las 10 lecciones que hemos aprendido de la saga "Crepúsculo"

Por CNN en Español

Por Breeanna Hare, CNN — En los tres años desde que Crepúsculo se estrenó en los cines, hemos aprendido algunas cosas: Una de ellas es que, aunque las niñas adolescentes son una porción considerable del total de fanáticos, no son las únicas seguidoras de la saga.

Lo segundo es que las tres primeras películas de la franquicia han recaudado aproximadamente 1,800 millones de dólares en todo el mundo por la venta de boletos (cifra no ajustada por inflación), de acuerdo con BoxOfficeMojo.com. Eso aparentemente es suficiente para que Robert Pattinson, quien interpreta a Edward Cullen, hable sobre poder darse el lujo de fracasar y para que su coestrella Kristen Stewart (Bella Swan) done algunos de sus “fondos”.

En tercer lugar, debe haber solo una diminuta factura en el presupuesto de cada película para el vestuario de Taylor Lautner, porque es raro el momento en que el niño no está caminando sin camisa.

Sin embargo, mientras La Saga Crepúsculo: Amanecer (Parte I) se estrena este viernes en los cines, estamos haciendo un recuento de 10 otras lecciones (nótese el sarcasmo) que hemos descubierto gracias a la serie, que fue llevada a la pantalla grande a partir de las novelas best-sellers de Stephenie Meyer.

1. El amor a primera vista está sobrevalorado, él o ella debe enamorarse de ti a la primera olida

Antes de que Edward Cullen llegara a conocer a la humana con quien eventualmente se casó, olió a Bella desde el otro lado del salón de clases.

publicidad

Sí, sus sentidos están en sintonía con el olor de la sangre humana, pero estás perdiendo el punto: Bella olía de manera especial, como su “propia marca de heroína”, como él dice de forma memorable en la primera película. Damas y caballeros, reconsideren sus relaciones si no inspiran comparaciones con los estupefacientes.

2. A él no le gustas tanto lo explicó todo mal: el silencio, la irritación, las huidas repentinas y los cambios de humor en realidad son manifestaciones de cariño no expresado

Edward Cullen no fue siempre el deslumbrante caballero bebedor de sangre que veremos en los cines este fin de semana. Al principio, era realmente grosero, propenso a alejarse furiosamente de Bella, a ser cortante con ella y a decirle en varias ocasiones que se alejara de él porque era peligroso: ¡Tantas señales confusas!

La próxima vez que alguien te rechace, no creas que no le gustas. Tal vez solo está tratando de abstenerse de atacar esa arteria en tu cuello.

Lo cual nos lleva a nuestra siguiente lección:

3. Acepta las excentricidades de tu pareja

Peculiaridades como las variaciones en el color de los ojos, una fuerza sobrehumana, la capacidad de leer mentes y una familia que trata de devorarte el día de tu cumpleaños son cualidades que hacen a tu pareja alguien único. No dejes que las cosas tontas como su predisposición a matar se interpongan en su camino: ¡Cada relación tiene sus obstáculos! Splo alégrate de que no sea un zombi.

4. No hay tal cosa como el espacio personal cuando uno está enamorado

Edward y Bella están tan enamorados que la idea de estar separados durante más de unos cuantos días puede producir en uno de ellos un arrebato que rivaliza con la posesión demoníaca de El exorcista. Esto fue representado con un fuerte compromiso por parte de Kristen Stewart en Crepúsculo de 2008, cuando hizo parecer a Bella como si estuviera al borde de una apoplejía cuando Edward sugirió que tal vez deberían reconsiderar esta relación de humana/vampiro.

En realidad, tu pareja solo necesita espacio suficiente para ir al baño y cambiarse de ropa, aun así, debes esperarlo del otro lado de la puerta.

5. En el caso de que tú y tu pareja efectivamente rompan, los efectos secundarios esperados son retirarte de la vida como la conocías, mientras sufres alucinaciones acerca de ella

Es por eso que lo llaman estar enfermo de amor, niños.

6. Debido a que no puedes controlar tales emociones, uno debe estar dispuesto a enamorarse de otro humano que cambia de estado, de un inmortal o de un bebé.

Jacob Black (Taylor Lautner) y otros miembros selectos de su tribu tienen la capacidad de convertirse en lobos para proteger sus tierras, y también pueden «imprimar» o esencialmente enamorarse y vincularse a la única persona con quien se supone deben estar. Tampoco pueden decidir con quién quedan «imprimados».

Así que si resulta que la mujer de tus sueños acaba de nacer hace unos días, dada a luz por la mujer con la solías tener un flechazo, bueno, vas a tener que esperar.

7. Si un amante es divertido y el otro hace aflorar en ti la pasión, simplemente pasa el rato con ambos durante el mayor tiempo posible

Comprometerse con una persona es una decisión difícil, especialmente cuando puedes morir simplemente por estar cerca de dicho individuo, por lo que es comprensible que tu afecto sea arrastrado hacia otra dirección en un momento vulnerable. Lo mejor que puedes hacer es mantener una como la “relación” y la otra como “amistad” hasta que no puedas jugar a ese juego nunca más. Recibes un bono extra si son enemigos por naturaleza.

* Francamente, esta lección sí tiene sentido.

8. Siempre existirá un terrible peligro, y uno de los dos siempre tendrá que ser salvado

Edward y Bella siempre están luchando contra este o aquel enemigo, hasta el final. Lo creas o no, este tipo de estrés de alguna manera beneficia la relación: solo piensa en todo ese drama como la ‘chispa’ que enciende el fuego en los momentos románticos. Ya sabes, “somos nosotros contra el mundo/Volturi”, etc.

9. Cuando tengas opción, permanece siendo humana durante la luna de miel

Y si no estás rompiendo la cama mientras vacacionas en la isla privada de tu nuevo esposo, lo estás haciendo todo mal. Afortunadamente, hay sirvientes contratados para ayudar a limpiar todo el desastre; eso es lo que sucede cuando te casas con un ser inmortal increíblemente rico. Pero si quedas embarazada, prepárate para un periodo de gestación infernal.

10. Uno puede reconocer la ridiculez de las lecciones 1 a la 9 y aún así estar en fila para el estreno de medianoche luego de haber leído todos los libros (otra vez)

Tal vez la lección más importante de todas es: No busques lecciones o iluminación en Crepúsculo. Como los fanáticos de la serie podrían decir, el mayor atractivo no son los descabellados puntos de la trama o los ideales románticos poco realistas, sino la clásica fantasía del amor que lo supera todo.

¿Nos faltó alguna una lección que hayas aprendido? Queremos conocerla en los comentarios