Los Ángeles podría obligar a usar condones en películas para adultos

(CNN) — Una iniciativa de ley que obligaría al uso de condones en todas las películas para adultos filmadas en la ciudad de Los Ángeles tiene suficientes firmas para entrar en votación en junio. Pero existe un desafío legal por parte de la Fiscal de la Ciudad que debe resolverse antes de que los residentes angelinos puedan votar sobre el asunto.

El proyecto de ley llamado Ley del Sexo Seguro en Industria del Cine para Adultos (Safer Sex In The Adult Film Industry Act) obligaría a “cualquier persona o entidad que participe directamente en la creación de películas para adultos que cuente con un permiso” a “mantener controles de ingeniería y prácticas de trabajo, incluyendo la provisión y uso obligatorio de condones suficientes para proteger a los empleados de la exposición a sangre o a otros materiales potencialmente infecciosos de conformidad con la ley estatal”.

También cobraría a las productoras de películas para adultos una cuota para pagar por inspecciones periódicas.

Aunque ya existe una ley estatal que requiere el uso de condones, una ordenanza municipal daría un reforzamiento adicional, dicen los impulsores del proyecto de ley.

El 23 de diciembre, la Secretaría de la Ciudad de Los Ángeles certificó que había suficientes firmas de votantes para calificar. Los defensores de la lucha contra el VIH/sida necesitaban 41.138 firmas de votantes válidos de Los Ángeles, y presentaron 70.889.

Las firmas se recopilaron durante más de tres meses por una empresa profesional de recolección de firmas, de acuerdo con AIDS Healthcare Foundation (AHF), una organización no lucrativa que ha abogado por el uso obligatorio del condón en las películas para adultos.

El tema es un asunto de salud pública, de acuerdo con AHF. En 2010, varias producciones de cine para adultos fueron suspendidas después de que un actor de cine para adultos diera positivo en una prueba de VIH. En 2004, cuatro actores resultaron positivos por el virus que causa el sida, lo cual también detuvo la producción en California.

“No se trataba de la pornografía, se trataba de proteger a los trabajadores, se trata de la justicia”, dijo Michael Weinstein, presidente de AHF.

Sin embargo, hay obstáculos legales antes de que esa ley pueda aparecer en la boleta electoral, de acuerdo con la oficina de Carmen Trutanich, la Fiscal de la Ciudad de Los Ángeles.

“No estamos tratando de suprimir la voluntad de los electores o de anular la democracia”, dijo Frank Mateljan, portavoz de la Fiscal de la Ciudad. “Creemos que hay algunas cuestiones judiciales o problemas que siguen ahí”.

La ciudad debe de tener claridad sobre si tiene la capacidad legal para hacer cumplir una ley o si es prioridad del estado, el cual ya exige que se utilicen condones en el rodaje de películas para adultos, dijo.

El costo para la ciudad de poner esta consulta en la boleta es de 4.4 millones de dólares, cuando no está claro si la ciudad tiene la capacidad legal para hacer cumplir la ley, dijo.

“Sería en el mejor de los intereses tener claridad antes de poner un tema de 4 millones de dólares a votación, que puede ser demandado y considerado dudoso”, dijo Mateljan.

La ciudad ya ha recibido amenazas de demandas por parte de la industria del cine para adultos, dijo.

La Free Speech Coalition, una asociación comercial para la industria del entretenimiento para adultos, aplaudió la petición al tribunal realizada por la ciudad de Los Ángeles.

Envió una declaración a CNN diciendo: “La ciudad de Los Ángeles ha actuado de forma responsable para proteger a los contribuyentes de promulgar una medida inaplicable precedida por la ley del estado. La industria de la pornografía ha tenido un extraordinario éxito en la prevención de las infecciones por VIH a través de sus protocolos de análisis y autoregulación”.

Ellen Widress, jefa de la División de Seguridad y Salud Ocupacional de California, escribió un correo electrónico a la Oficina del Fiscal de Los Ángeles, declarando que la ciudad no era “superada por el Departamento de Relaciones Industriales de California para hacer valer su autoridad para proteger la salud de los empleados y otras personas, incluyendo a los voluntarios, que pueden estar expuestos a riesgos para la salud en la industria del cine para adultos en Los Ángeles”.

“Los Ángeles necesita estar en el lado correcto de esta historia”, dijo Weinstein de AHF. La medida que obligará al uso de condones estaría “impidiendo miles de enfermedades de transmisión sexual que tienen lugar en esta industria”.

Las enfermedades de transmisión sexual han sido durante mucho tiempo un problema en las películas para adultos, ya que los trabajadores de esta industria tienen 10 veces más probabilidades de estar infectados, de acuerdo con AHF.

Aunque las leyes estatales existentes ordenan el uso de condones, el problema es la falta de cumplimiento, dijo Weinstein, quien añadió que el tema ha sido una papa caliente política y que nadie ha asumido la responsabilidad.