CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Mascotas

Policías recuperan a un mono ardilla robado del zoológico de San Francisco

Por CNN en Español

(CNN) — Banana-Sam, un popular mono ardilla robado de su jaula en el zoológico de San Francisco, fue devuelto a salvo, informaron funcionarios.

El mono fue recobrado el sábado por la noche, un día después de su desaparición, por policías de San Francisco, quienes contactaron al zoológico diciendo que creían haberlo hallado.

Los oficiales llevaron al mono al zoológico donde se determinó que sí era el primate perdido.

“Aunque hambriento, tembloroso y sediento, Banana-Sam está de regreso y seguro”, informaron las autoridades del zoológico a través de un comunicado.

No está del todo claro de qué forma los policías recobraron a Banana-Sam.

Los trabajadores del zoológico descubrieron el robo el viernes por la mañana, cuando hallaron que una puerta había sida forzada y que había dos agujeros en la jaula del mono.

El primate macho, conocido como Banana-Sam por sus cuidadores, tiene 17 años, mide 30 centímetros de alto y pesa cerca de 900 gramos. Corrine MacDonald, el encargado de primates y carnívoros, dijo el sábado a la afiliada de CNN, KGO, que este tipo de mono puede vivir alrededor de 20 años, lo que significa que la salud de Banana-Sam podría estar en riesgo debido a su avanzada edad.

Los cuidadores de Banana-Sam advirtieron que a pesar de que el mono tiene una apariencia adorable no es una mascota, y que puede dar mordiscos desagradables. El cuidador dijo que el mono puede transmitir infecciones serias en caso de morder a un humano.

Además requiere de una dieta especial para mantenerse saludable, informaron las autoridades del zoológico.

No está claro qué motivó a los ladrones a robar al primate. Los monos ardilla no están en peligro de extinción, y pueden ser hallados en instituciones de investigación o en cualquier mercado de mascotas donde se ofrecen ilegalmente en California, según información proporcionada por el zoológico.

MacDonald dijo que los otros monos ardilla estaban visiblemente agitados por el robo de Banana-Sam, por lo que decidieron dejar de exhibirlos a todos por temor a que alguien intente imitar el robo.

No está claro cuándo volverá el zoológico a exhibir a estos primates.

Una persona desconocida se apresuró a abrir una cuenta falsa de Twitter a nombre de Banana-Sam, tal como lo hizo alguien más cuando una cobra escapó del zoológico del Bronx, en Nueva York, en marzo pasado. La cuenta falsa de la cobra, en la que se publicaban mensajes de humor, atrajo rápidamente la atención de miles de personas.

Bajo el nombre @SF_BananaSam, el mono supuestamente tuiteó su andar por San Francisco.

“Fui al un bar para monos en el Parque Golden Gate, pero me fui decepcionado #nohabíabananadaiquirí”, decía uno de los mensajes.

Otro decía: “Soy un vegetariano bien parecido y divertido que huyó de casa y a quien la gente sigue en Twitter. En otras palabras, un habitante de San Francisco normal”.