Colombia vincula al presunto asesino intelectual de Cabral con "El Chapo" Guzmán

(CNNMéxico) — Alejandro Jiménez González, Palidejo, supuesto autor intelectual del ataque en que perdió la vida el cantautor Facundo Cabral, fungía como enlace entre el Cártel de Sinaloa y organizaciones narcotraficantes colombianas, informó este martes la Policía Nacional de Colombia.

“Este individuo realmente tiene antecedentes de narcotráfico desde el año 2000, (pero) ha tomado una visibilidad muy grande en Costa Rica y en México, básicamente al servicio del Cártel de Sinaloa para El Chapo Guzmán”, aseguró a periodistas el director de la Policía Nacional colombiana, el general Oscar Naranjo.

Jiménez, de 38 años, fue capturado la madrugada del sábado pasado, cuando intentaba ingresar a Colombia procedente de Panamá con la ayuda de narcotraficantes colombianos —la organización de los hermanos Comba—. Su plan era buscar refugio en Sudamérica.

Es requerido por la justicia en Costa Rica por delitos relacionados con el crimen organizado, y en Guatemala por ordenar el ataque contra el empresario nicaragüense Henry Fariña, en el cual murió Facundo Cabral. En el momento de la agresión a tiros, el trovador argentino era escoltado por Fariña al aeropuerto internacional de La Aurora después de un concierto en Ciudad de Guatemala en julio pasado.

A partir de sus actividades ligadas al narcotráfico, Jiménez amasó una “importante fortuna” mediante propiedades valuadas en más de dos millones de dólares y al menos 10 automóviles último modelo, descubiertos en diligencias posteriores a su captura junto con “documentos que evidenciarían su liderazgo y ascendencia” en los cárteles centroamericanos, detalló la Policía Nacional en un comunicado.

Tras ser advertidas por “fuentes humanas”, las autoridades colombianas movilizaron a agentes de la Policía Nacional y de la Armada Nacional para lograr la captura en Bahía Solano, provincia de Chocó, en el Pacífico colombiano.

En su captura, Jiménez, se identificó como Carlos Emilio Cardona Marín. Tras contrastar su fotografía y sus huellas dactilares con el sistema de información de la Interpol en Costa Rica, las autoridades colombianas determinaron que se trataba de “uno de los delincuentes más buscados en el planeta”, dijo el general Naranjo.

“Su circular roja estaba emitida para 190 países”, detalló el director de la Policía Nacional.

Un par de tatuajes en su cuerpo también fueron fundamentales para la identificación de Jiménez, según Naranjo.

Más noticias de actualidad en CNNMéxico.com