Catalina de Cambridge se gradúa con "pleno derecho" en la realeza británica

Por Max Foster, corresponsal real de CNN

Londres - La duquesa Catalina de Cambridge se ha graduado como "miembro de pleno derecho" de la monarquía británica después de cumplir todos los objetivos a un año de su boda con el príncipe Guillermo, dijo a CNN una fuente mayor real.

El palacio de Saint James, el cual la representa a ella y al príncipe Guillermo y su hermano Enrique, celebra ahora la completa "inducción" de Catalina, y la duquesa misma se siente realizada por sus logros en los últimos 12 meses, dijo la fuente.

La confirmación de su transición a las filas de la realeza ayuda a disipar los temores expresados antes de su boda el año pasado de que Catalina, de origen plebeyo, tendría que luchar con la presión de estar bajo el ojo público.

Pero, gracias a la guía de su esposo, Catalina siente que se ha adaptado a su nueva vida, dijo la fuente a CNN.

"Ella nunca habría juzgado sus logros, pero ha triunfado en hacer lo que ella se propuso en su primer año", dijo la fuente. "Ella ha logrado sus objetivos".

Otro mentor de Catalina ha sido su suegro, el príncipe Carlos, de quien se ha vuelto muy cercana. "Pasan mucho tiempo juntos. Van a la ópera y a las galerías de arte. Ellos comparten pasiones que ninguno de los príncipes comparten. Ellos se llevan bien".

La fuente habló con CNN sobre el nuevo documental: The Royals: Kate, Duchess of Cambridge que se transmitirá este 4 de mayo. En él, CNN explora como toda la familia real la ha apoyado como nuevo miembro mientras ella busca adaptarse.

"La reina ha dado mucho tiempo para la duquesa. (Catalina) se lleva bien con la reina. Tienen una cálida relación como quedó evidenciado en Leicester", dijo la fuente, refiriéndose a su visita en marzo pasado cuando fueron vistas hablando y sonriendo.

Ha sido un torbellino este año para Catalina. Su boda en abril pasado, uno de los eventos mediáticos más grandes en la historia, fue seguido por un triunfal viaje a Canadá, que ella saluda como el más importante de su año oficial, y el viaje a Estados Unidos.

Cuando la duquesa regresó a Gran Bretaña, ella empezó a definir su propia identidad dentro de la familia real.

En enero, anunció su apoyo para cuatro asociaciones caritativas y comenzó sus primeras apariciones en solitario. El mes pasado realizó su discurso inaugural con la ayuda de Guillermo quien, según los informes a CNN, la entrenó vía telefónica desde las Islas Malvinas donde se encuentra haciendo su servicio militar.

Al presentar su primer discurso, Catallina completó la gama de deberes oficiales esperados de un trabajo real.

Un pequeño equipo de palacio ha proporcionado el entrenamiento para la duquesa, pero aceptan que las mejores ideas provienen de Guillermo y Carlos.

Sin embargo, Catalina también ha probado ser natural.

"Para ella, los compromisos públicos son un goce", dijo la fuente real. "Ella lo disfruta. No la distraen mucho. Es lo suficientemente segura para manejarlo. Es fuerte de carácter. Conoce su mente. Es profesional".

La práctica de Catalina salió a la luz cuando los medios bombardeaban el palacio con llamadas preguntando por el nombre de su nueva mascota.

La duquesa no quería que su cachorro se volviera un tema de relaciones públicas, dijeron a CNN. En vez de eso, lo reveló naturalmente durante una visita a una escuela cuando un estudiante se lo preguntó.

En caso de que te lo hayas perdido, el nuevo miembro de la familia real se llama Lupo.