Por Barry Neild

Londres (CNN) — Con una banda militar, una orquesta de cuerdas y guitarras eléctricas a todo volumen, el Palacio de Buckingham en Londres se transformó en un recinto de rock este lunes mientras algunos de los grandes nombres de la música celebraron el Jubileo de Diamante de la reina Isabel II.

El exbeatle Paul McCartney encabezó una colorida tarde en la que también se vio a Stevie Wonder, Elton John y Tom Jones en el escenario junto a jóvenes.

El evento fue uno de los destacados en los cuatro días de festividades que ha unido a millones en honor a los años de servicio de la monarca británica.

Mientras que la iluminación psicodélica con rojos, blancos y azules de la bandera de la Gran Bretaña se proyectaba en la fachada del palacio, McCartney interpretó alguno de sus grandes éxitos para la audiencia que incluía al príncipe Carlos y su esposa Camilla, a los duques de Cambridge, el príncipe Enrique, el príncipe Andrés y la princesa Ana.

La reina también estaba ahí, uniéndose a su familia a la mitad del concierto. Su esposo, el príncipe Felipe, no asistió al espectáculo tras ser hospitalizado temprano por una infección en la vejiga.

En el clímax del concierto la monarca, portando un vestido dorado, se unió a los artistas en el escenario para encender el último pebetero de una serie que se prendieron alrededor del mundo como un saludo a los 60 años de la reina en el trono.

La monarca utilizó un cristal que simbolizaba un diamante para activar un láser que encendió el "faro nacional" mientras 4,200 fuegos de celebración ardían en comunidades alrededor de la Gran Bretaña y naciones de la Commonweatlh, tan remotas como Nueva Zelanda y Tonga.

"Celebramos la vida y el servicio de una persona especial en los últimos 60 años", dijo el príncipe Carlos a los 18,000 invitados con boleto, y a millones que siguieron el evento por televisión y las multitudes reunidas en calles aledañas.

"Como nación ésta es nuestra oportunidad para agradecerte a ti y a mi padre por estar siempre ahí para nosotros, por inspirarnos con su deber devoto, y por hacernos orgullosos de ser británicos".

Tres hurras y un coro del himno nacional británico, God Save The Queen, dieron paso a los fuegos artificiales.

Varios artistas representando la música pop, rock, clásica en Gran Bretaña, así como el teatro musical de distintas décadas del reinado de Isabel II hicieron su aparición en el concierto de este lunes.

Elton John, Stevie Wonder, Annie Lennox, el rapero estadounidense Will.i.am, y la australiana Kyle Minogue rindieron tributo a la reina de 86 años.

Madness sorprendió en el techo del recinto real para interpretar su éxito Our House, mientras que el tenor de ópera Alfie Boe cantó en dueto con la soprano Renee Fleming desde el balcón del palacio.

La canción escrita para la ocasión, por el compositor Andrew Lloyd Webber, y el organizador del concierto Gary Barlow fue interpretada por 200 personas provenientes de la Commonwealth.

Este martes, en el final de las festividades del Jubileo, la reina y otros miembros de la familia real asistirán a un servicio religioso en la catedral de San Pablo en Londres y después de almorzar en el palacio de Westminster, la reina se unirá a una procesión en carroza de regreso al Palacio de Buckingham.