(CNNEspañol) – Pese a las críticas de la oposición y con el beneplácito del Tribunal Constitucional, el gobierno de Bolivia anunció la promulgación de una ley que permitirá al presidente Evo Morales presentarse a un tercer mandato.

Pero en la calle, la tensión siguió siendo palpable y tuvieron lugar movilizaciones a favor de ambas partes.

Aunque los sectores próximos a la central obrera boliviana suspendieron los bloqueos, el sindicato de maestros optó por mantener sus marchas de protesta.


También varios grupos afines al gobierno marcharon en las ciudades de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz para mostrar su apoyo a Morales.