Por Fernando Ramos

Bogotá (CNN Español) - Las novias y los amantes parecen ser la perdición de los grandes narcotraficantes en Colombia.

Según la policía colombiana, cerca del 90 por ciento de las capturas de los más importantes capos  han sido posibles gracias al seguimiento de mujeres cercanas a ellos, casi siempre reinas de belleza o modelos.

La más reciente captura, la del presunto narco Jhon Fredy Manco Torres, conocido con el alias de “El Indio” en el mundo de las drogas, se debió en gran parte a las interceptaciones telefónicas a su novia  y al seguimiento a sus desplazamientos internacionales.

"El Indio" fue localizado por las autoridades el pasado martes cuando llegaba al Aeropuerto Internacional Antonio Carlos Jhobin de Rio De Janeiro, en Brasil. La mujer que lo acompañaba, después de viajar por Italia, Francia, España y Panamá, es una reconocida modelo colombiana que, según las autoridades, era la novia de "El Indio".

En este caso la modelo fue dejada en libertad porque no existían requerimientos judiciales en su contra, mientras que Jhon Freddy Manco permanece detenido en Brasil.

El general José Roberto León Riaño dice estar preocupado por esta situación, que se repite cada vez con más frecuencia en Colombia.

“En muchas oportunidades hemos tenido información, que es corroborada por medios técnicos y fuente humana, donde la relación de ellos con mujeres hermosas, con integrantes de la farándula que representan un status y representan un elemento social de poder de ellos”, sostuvo León Riaño en entrevista con CNN en Español.

Según el experto en temas de farándula Frank Solano, para las mujeres que se relacionan con los narcotraficantes es una oportunidad de tener acceso a lujos y dinero.

“Ellos porque pueden acceder a la belleza y a un nivel social que no han tenido nunca y entonces las compran y ellas porque tienen bolsos de marca, zapatos de marca, viajes en primera clase y todo eso. Pero al mismo tiempo es la ostentación. Con otro inconveniente y es que en este país se le perdió el miedo a la censura moral”, advierte Solano.

La relación entre dinero ilegal y belleza es, para el director de la policía de Colombia, uno de los efectos mas dañinos del narcotráfico para muchas generaciones en el país.

“Esa fue la cultura de Pablo Escobar, quien generó este tipo de comportamientos y realmente se convertían con una especie de competencia para saber quién tenía la mujer mas hermosa o la mujer más famosa", comentó.

"Al final de la jornada el crimen no paga. Ya sea que ellas puedan perder la vida, otras de ellas han estado en la cárcel y otras pues siguen con cuestionamientos sociales”, agregó.

Esta subcultura del narcotráfico le ha hecho también mucho daño a la imagen del negocio del modelaje y los reinados de belleza que realizan permanentes campañas de educación para prevenir situaciones como la protagonizada por la novia de alias "El Indio" en Brasil.