(CNN) - Las bibliotecas condensan la historia del conocimiento y se levantan como monumentos a diferentes épocas en la arquitectura, el diseño interior y el arte.

Cuando el Dr. James Campbell de la Universidad de Cambridge no pudo encontrar un libro que trazara la historia de los edificios que albergan bibliotecas a través de los años, decidió escribir uno. Junto al renombrado fotógrafo especializado en arquitectura, Will Pryce, se embarcó en un viaje colosal alrededor de 21 países, visitando 85 de las más grandiosas bibliotecas del mundo.

Tres años después, el resultado es The Library: A World History (La Biblioteca: Una historia del mundo), el más completo recuento de las bibliotecas hasta la fecha.

En esta galería de imágenes, James Campbell y Will Pryce nos llevan en un viaje virtual a través de algunas de sus favoritas.

Triptaka Koreana, Templo Haeinsa, Corea del Sur

Will Pryce: "Visitar esta biblioteca fue una experiencia extraordinaria, aunque tensa. Subimos una montaña sólo para que nos dijeran que no estábamos autorizados para fotografiar el interior. Afortunadamente, nos acompañaba un estudiante coreano de James, quien intercedió por nosotros con el abad y poco a poco, negociamos que nos dejaran entrar. Primero, podíamos tomar una fotografía desde la puerta, y luego sólo desde el interior y así sucesivamente. La colección es reveladora porque comprendes que no estás viendo libros, sino tipografía de molde que data de 1251; esto nos recuerda que los coreanos habían iniciado la impresión siglos antes que Gutenberg".

Cámara Tianyi, Ningbo, China

James Campbell: "Ésta es la biblioteca más antigua que aún se conserva desde 1561. Es muy oscura porque la intención no era que las personas leyeran ahí, sino que llevaran su libro al jardín, o quizá a su habitación. Los libros desde entonces han sido quitados, así que ésta es la última fotografía que será tomada con los libros en sus estantes originales".

Biblioteca Peabody, Baltimore, Estados Unidos

Will Pryce: "Éste es un espacio extraordinario, un templo a la era industrial, el cual crea un efecto casi como de catedral. Hay miles de libros a donde quiera que veas, y hermosas balaustradas decoradas. A pesar de todos los detalles clásicos, en realidad está hecha de hierro y abarca el peso de esta enorme librería sobre el salón de conciertos que se encuentra abajo".

Biblioteca Malatestiana, Cesena, Italia

James Campbell: "Esto es lo más parecido que hay a una biblioteca medieval. Se construyó para Malatesta Novello, miembro de una prominente familia de la aristocracia italiana, y todavía cuenta con los libros originales en sus lugares originales".

Biblioteca de Merton College, Oxford, Reino Unido

James Cambell: "Aunque el edificio se completó en 1373 y es una de las bibliotecas académicas más antiguas del mundo en continuo uso diario, los accesorios datan de finales del siglo XVI. No tiene tanta decoración como las bibliotecas rococó en complejos de palacios o monasterios, porque las universidades no tenían acceso a la misma cantidad de dinero, pero aún así es increíblemente hermosa".

Biblioteca Marciana, Venecia, Italia

Will Price: "Se trata de una pieza de diseño extraordinaria, una declaración de seguridad hecha por la república veneciana. Se encuentra en el centro de los planos de Jacopo Sansovino para rediseñar la Plaza de San Marcos, aunque el edificio fue terminado después de su muerte. El vestíbulo alberga la colección de Grimani de escultura clásica bajo un techo pintado por Tiziano. Si bien los atriles originales ya no están, el magnífico diseño interior de la biblioteca nos brinda un sentido de riqueza de la vida cultural veneciana en este período".

Biblioteca Bodleiana, Oxford, Reino Unido

Will Pryce: "Arts End es uno de los rincones más encantadores del grupo de bibliotecas que conforman la Biblioteca Bodleiana. Abajo de las galerías hay pequeños escritorios donde los lectores se encuentran con las estanterías de una de las primeras bibliotecas con el sistema de pared".

Biblioteca de la Abadía de Admont, Admont, Austria

James Campbell: "Ésta es una de las bibliotecas monásticas más grandes de la historia. Todo el edificio en sí es una obra de arte. Los corredores y escaleras que te llevan a ella son relativamente simples, así que cuando ingresas a este increíble espacio inundado de luz, es casi como si vivieras un momento de revelación, un efecto teatral. No hay escritorios donde puedas trabajar, porque los salones de esta biblioteca nunca se concibieron para el estudio, sino para impresionar a los visitantes. Los monjes se llevaban los libros a sus cálidas celdas. Fue construida en 1776, la obra más atractiva del diseño rococó".

Biblioteca de la Academia Philips Exeter, New Hampshire, Estados Unidos

James Campbell: "Ésta es quizá la biblioteca más grande de una escuela secundaria. El exterior parece una gran caja de ladrillo con ventanas. El interior es completamente distinto. El espacio principal se levanta a la altura completa del edificio, y las estanterías se encuentran detrás de las dominante estructura de concreto. Los estudiantes pueden leer tranquilamente en cubículos al lado de las ventanas, las cuales pueden decorar con sus propias posesiones".

Biblioteca Joanina, Coimbra, Portugal

Will Pryce: "Se trata de una biblioteca realmente espectacular, de la época en la que Portugal era un país rico y poderoso. Es muy oscura, pero cuenta con una compleja decoración de pan de oro, lo cual le da una mágica luminosidad. La parte de atrás de las estanterías es de distintos colores; hay escaleras integradas que se sacan, y puertas secretas que llevan al salón de lectura.

Biblioteca de El Escorial, San Lorenzo de El Escorial, España

Will Pryce: "Esta biblioteca fue revolucionaria". Estableció el modelo de utilizar los libros para decorar las paredes de la biblioteca, el cual hemos estamos usando desde entonces. El Salón Principal es una armoniosa combinación de estanterías, libros y un maravilloso techo pintado. Fue terminada en 1585 y tuvo influencia sobre todo lo que vino después".

Biblioteca del Palacio Nacional de Mafra, Mafra, Portugal.

James Campbell: "La Biblioteca del Palacio de Mafra, en Mafra, Portugal es la biblioteca monástica rococó más larga del mundo, con 88 metros. Tristemente, los diseños originales se han perdido, pero creemos que hubiera sido cubierta con pan de oro con un techo pintado y decorado. Sin embargo, como la construcción se dio de 1717 a 1771, para cuando fue terminada se adoptó una decoración más simplificada. La biblioteca también alberga una colonia de murciélagos que salen de noche para alimentarse de los insectos que de otra manera, se comerían los libros".

Biblioteca Beinecke de Manuscritos y Libros Raros

James Campbell: "Por fuera parece una caja blanca, asi que hay un elemento sorpresa cuando entras. Toda la luz pasa a través de las piedras en la pared, y los rayos de sol color miel lo hacen mágico. Se trata de uno de los edificios más grandes del mundo dedicado enteramente a libros poco comunes y manuscritos, y este año celebra su quincuagésimo aniversario. La elegancia de la biblioteca Beinecke inspiró esta estructura con paredes de vidrio que alberga la colección principal original de la Biblioteca Británica".

Biblioteca de la Universidad de Utrecht, Utrecht, Holanda

Will Pryce: "Ésta es la mejor solución que he visto a los problemas de la construcción de bibliotecas a una escala contemporánea. Por fuera, luce como un simple rectángulo, pero por dentro, una serie de espacios vacíos han sido abiertos para crear un variedad completa de espacios para trabajar. Cuenta con áreas aisladas, para aquellos que les gusta estar rodeados de libros, y otras abiertas para los que gustan estar rodeados de personas. parecía tremendamente popular con los estudiantes.