Por Steve Almasy, CNN

(CNN) - Hay un espectáculo de luces en el océano que tú no puedes ver, pero muchos peces sí. Todo un despliegue de tonos verdes, rojos y anaranjados neón se lleva a cabo debajo de la superficie.

Aun así, el descubrimiento de lo que está oculto a los ojos humanos (la biofluorescencia en 180 especies de peces) genera muchas interrogantes para los investigadores.

¿Los peces la usan para comunicarse con otros? ¿La usan para aparearse? ¿Cuál es su función?

La biofluorescencia ocurre cuando un organismo absorbe luz azul, la transforma y la emite como otro color.

Un equipo de investigadores del Museo Estadounidense de Historia Natural y otras organizaciones científicas publicaron un estudio este miércoles en la revista en línea PLOS ONE, en el que informaban sobre las conclusiones del primer estudio a profundidad acerca de la biofluorescencia en los peces.

"Durante mucho tiempo, hemos tenido conocimiento sobre la biofluorescencia submarina en organismos como corales, medusas, e incluso en animales terrestres como mariposas y loros", dijo el coautor del estudio, John Sparks, del departamento de ictiología del museo.

Indicó que el equipo encontró una anguila que brillaba con color verde mientras él y un compañero estaban estudiando un arrecife en las Islas Caimán. El descubrimiento en una fotografía de que la anguila brillaba bajo las luces azules que utilizaron los llevó a hacer cuatro viajes más a diferentes partes del mundo para ver más de cerca el espectáculo de luces.

Las expediciones a las Bahamas, en el Caribe, y a las Islas Salomón, en el Pacífico, revelaron una gran variedad de peces que vivían alrededor de los arrecifes de coral, entre ellos tiburones, rayas, anguilas y peces lagarto, que mostraron la biofluorescencia.

"Muchos peces y habitantes de los arrecifes poco profundos tienen la capacidad de detectar la luz fluorescente y podrían estar usando la biofluorescencia de manera similar a como los animales usan la bioluminiscencia, por ejemplo para encontrar pareja y como camuflaje", sugirió Sparks, aunque se necesitarán más estudios al respecto.

Entonces, ¿cómo la reconocen los peces? Muchos de ellos tienen filtros amarillos en sus ojos, "lo que posiblemente les permite ver las luces fluorescentes en el agua, que de otra manera estarían ocultas", según un comunicado de prensa del museo de historia natural.

"Los gobios con misteriosos estampados, los peces planos, las anguilas y los peces escorpión; estos son animales que normalmente nunca verías al bucear", señaló Sparks. "A nuestros ojos,  se confunden en su ambiente. Pero para un pez que tiene un filtro amarillo intraocular deben ser bastante obvios.

Algunos científicos advirtieron que la biofluorecescia podría verse muy bien en las fotos que utilizan luces especiales, pero de igual forma, no tiene ninguna función.

Nico Michiels, un zoólogo de la Universidad de Tübingen, en Alemania, y Steven Haddock, del Instituto de Investigación del Acuario de la Bahía de Monterrey en California le dijeron a Science Now que la necesidad de contar con tecnología especial para ver lo que el sitio web llamó flourescencia débil "pone en duda la utilidad de la coloración en los ambientes naturales con tenue iluminación de los peces".

Sparks declaró que será interesante ver los próximos hallazgos del equipo.

"Este documento es el primer estudio de la amplia distribución de biofluorescencia que hay entre los peces y da lugar a varias nuevas áreas de investigación", comentó.

Añadió que pueden estar involucradas proteínas fluorescentes, las que podrían ser utilizadas en la investigación biomédica.

Si te encuentras en un dispositivo móvil, aquí puedes ver la galería.