CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
iReport

250 delfines esperan ser masacrados en la cueva japonesa de Taiji

Por CNN en Español

(CNN) — Pescadores japoneses han acorralado a más de 250 delfines nariz de botella en una cala apartada para matarlos y vender su carne o para que sean mantenidos en cautividad de por vida, según denunció un grupo de conservacionistas estadounidenses.

La caza anual de delfines en la cueva de Taiji pone de relieve la brecha entre los conservacionistas de todo el mundo que lo ven como una masacre sangrienta y los japoneses que la defienden como una costumbre local.

La Sea Shepherd Conservation Society primera organización que dio la voz de alarma sobre la situación de los delfines el viernes, aseguró que cinco manadas separadas de delfines nariz de botella fueron “acorralados hasta la cueva para cometer el infame asesinato en Taiji”.

El grupo advirtió que los delfines podrían afrontar ahora un proceso de selección en cautividad violento y estresante. Bebés y madres serán separados ya que algunos se utilizan para la cría en cautividad, algunos serán matados, y a otros se les obligará aretroceder hacia el mar a su suerte”.

Al final del sábado, 25 delfines habían sido sacados de su grupo y llevados “a una vida de reclusión”, dijo el grupo. Uno de ellos ya murió en el proceso y muchos más serán masacrados, dijo.

Los delfines se mantendrán encerrados en la cala otra noche más antes de que el proceso de selección comienza de nuevo el domingo.

“Presa del pánico, asustados y cansados”
La Sea Shepherd Conservation Society ha facilitado vídeos en directo de lo que está ocurriendo en la cala el sábado y publica actualizaciones frecuentes en Twitter.

“Los asesinos siguen envolviendo despiadadamente a los delfines nariz de botella en las redes y arrastrándolos a la orilla donde los están seleccionando”, dijo una actualización.

Otra, unos minutos más tarde, añadía: “Presa del pánico, asustado, y fatigado, otro delfín cuello de botella ha sido conducido más cerca de la orilla. Asesinos y entrenadores separaron la mitad del grupo y finalizarán mañana”, fue el mensaje final sobre la caza del día.

Caroline Kennedy, quien fue nombrada el año pasado embajadora de EE.UU. en Japón, tuiteó su condena del proceso. “Profundamente preocupada por la falta de humanidad en esta caza de delfines”, dijo. El gobierno de EE.UU. “se opone a la pesca de caza motorizada”.

CNN no pudo contcatar con nadie en el sindicato de pescadores locales para hacer comentarios ni en la oficina de la ciudad de Taiji, una comunidad de alrededor de 3.000 habitantes que se adentra en el Océano Pacífico.

Pero los funcionarios locales han reaccionado airadamente en el pasado a las críticas de Occidente de lo que dicen es una práctica tradicional que se remonta a siglos atrás.

Las autoridades dicen que la crítica es parcial e injusta.

Una película documental nominado al Oscar 2009, “The Cove”, llevó a la palestra el tema de la caza de delfines en Taiji con escenas sangrientas de la masacre de delfines.

La Prefectura de Wakayama, en Taiji, condenó la película en una respuesta online de forma distorsionada, sesgada e injusta para los pescadores.

“La pesca de delfines de Taiji ha sido blanco de acoso repetido y víctima de la injerencia de las organizaciones de protección de animales extranjeros”, dijo.

“Los pescadores de delfines de Taiji realizan una actividad de pesca legal a la manera tradicional de plena conformidad con las normas y reglas bajo la supervisión tanto de los gobiernos de las prefecturas y nacionales. Por lo tanto, creemos que no hay razones para criticar la pesca de delfines de Taiji”, aseguran.

La práctica japonesa de la caza de ballenas también les ha puesto en conflicto con la opinión de gran parte del mundo.

La flota de Japón realiza una caza anual de ballenas a pesar de una moratoria mundial, aprovechando una laguna en la ley que permite la matanza de los mamíferos para la investigación científica. La carne de ballena es muy frecuente en los mercados japoneses.

Los activistas ambientales advierten no obstante de que la carne de delfín, también se vende para consumo en Japón, pero contiene niveles peligrosamente altos de mercurio y otras toxinas.

‘Detener la cruel masacre’

Celebridades se sumaron a la condena de la última caza de delfines de Taiji a través de Twitter.

El ex Guns N ‘Roses baterista Matt Sorum, quien trabaja con el Proyecto Delfín, ha escrito en apoyo del mensaje de Kennedy, diciendo que había sido para él Taiji.

“Puedes ser un héroe mundial si se puede poner presión para detener la cruel masacre en Taiji” le dijo a Kennedy.

La Actriz Kirstie Alley dijo en Twitter, “cientos de delfines en espera de MASACRE en #THECOVE … JAPÓN, detener este horror!!”.

CNN se enteró de esta historia a través de un iReport CNN Publicado por Martha Brock, una abogada ambientalista y activista en Georgia. “Hay activistas de todo el mundo que están llamando a la embajada y de la prensa, pero yo sabía que no podía hacer mucho, así que escribí esta iReport”, dijo.