(CNN) - El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, le dijo el viernes al equipo de periodistas de CNN en Caracas que puede seguir reportando en el país, un día después de que revocara o denegara las credenciales de prensa a varios de nuestros reporteros.

Previamente Maduro había declarado que expulsaría a CNN si no "rectificaba" su cobertura de las manifestaciones y protestas contra el gobierno.

Durante una conferencia de prensa transmitida por la televisión estatal, Maduro dio marcha atrás diciendo que CNN podía quedarse.

Tras más de dos horas de rueda de prensa, autoridades venezolanas comunicaron a CNN que se emitirían credenciales para que sus periodistas puedan reportar en el país.

Fue un extraño final a una conferencia de prensa en la que Maduro criticó a CNN, Fox News y otros medios con sede en Estados Unidos diciendo que alentaban a las fuerzas opositoras contra el gobierno