CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Argentina

Argentina

La historia de la búsqueda de 36 años por Guido

Por (CNNEspañol.com)

(CNN Español) — En Argentina, tras más de 36 años de búsqueda, la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, pudo dar con el paradero de su nieto Guido, quien se sometió voluntariamente a una prueba de AFN porque dudaba de su identidad.

El hombre, que creció con el nombre de Ignacio Hurban, es músico, vive a 300 kilómetros de Buenos Aires y se espera que en los próximos días conozca a su familia sanguínea.

Estela De Carlotto no ocultó su emoción al saber la noticia el martes. “Gracias a la vida, porque lo quería es no morirme sin abrazarlo y pronto lo voy a poder abrazar, gracias”, dijo.

Guido nació en cautiverio durante la última dictadura militar argentina.

La activista aún no ha podido hablar con su nieto.

“Dice que va a venir pronto, nos vamos a conocer. Como toda persona tiene miedos y es un chico excepcional. Realmente es un premio que me da la vida de tenerla a Laura mi hija de alguna manera en lo que está en el”, dijo De Carlotto.

Guido tiene 36 años, es músico, está casado y fue criado como Ignacio Hurban por otra familia en Olavarría, en circunstancias que la Justicia ahora debe investigar.

Según Carlotto, él mismo se acercó a Abuelas de Plaza de Mayo, la asociación que busca a los hijos de los desaparecidos durante la última dictadura militar entre 1976 y 1983, que fueron apropiados ilegalmente y crecieron con su identidad cambiada. Allí pidió someterse a un examen de ADN.

Paradójicamente, Guido o Ignacio, hace dos años celebró en su cuenta de Twitter cuando el nieto 106, Pablo Gaona Miranda, recuperó su identidad.

Las Abuelas de Plaza de Mayo han encontrado ya 114 nietos, pero según sus estimaciones, aún hay alrededor de 400 jóvenes que son hijos de desaparecidos durante la última dictadura militar que aún viven con sus identidades cambiadas y a quienes continúan buscando.

En entrevista con Patricia Janiot, la periodista Analía Argento dijo que lo más importante para el proceso de recuperación de identidad de un hijo de desaparecidos es la privacidad.

Argento contó que la familia Carlotto no sabía que Laura estaba embarazada cuando fue detenida. Según la periodista, el ADN de Guido fue confirmado con la sangre de los abuelos y tíos.

Para Argento, el hecho de que Guido se haya presentado directamente ante Abuelas de Plaza de Mayo por las dudas sobre su identidad permite que el camino de la reconstrucción de su identidad ya esté allanado.

Según la periodista, la mayoría de hijos y nietos de desaparecidos reivindica a su familia y varios de ellos son activistas.