'Crucero del terror en Halloween' se convirtió en una verdadera pesadilla

Por Catherine E. Shoichet, CNN

(CNN) - Fue un susto que ninguno de los que iban a bordo del crucero del terror en Halloween esperaba.

El crucero Bahamas Celebration recibió una fuerte sacudida el viernes en la noche, cuando envistió un objeto desconocido en el mar, lo que obligó a cientos de pasajeros disfrazados a evacuar luego de que la nave aparentemente perdiera potencia.

"Al principio pensé que podría tratarse de una broma de Halloween y que suponía que fuera divertido", dijo Wally Yoost, de 37 años, quien hacía cola junto a su esposa esperando una tarjeta para jugar bingo cuando sintieron que el barco empezaba a inclinarse. "Mientras salíamos de la habitación, todo el barco se quedo a oscuras".

Los pasajeros comenzaron a entrar en pánico, dijo.

"Había personas llorando. ... Podías ver personas casi compitiendo por los chalecos salvavidas", dijo Armando Fana, de 44 años.

Cindy Parette, de 47 años, dijo que se estaba preparando para asistir al concurso de disfraces y para ir a un baile de zombis a bordo del crucero con temática de Halloween. En lugar de eso, esperó durante horas para evacuar el barco junto a su novio.

"Hacía calor. La gente comenzó a sentirse abrumada y no había comida, nada", dijo.

Celebration Cruise Line dijo en una declaración que los pasajeros recibieron instrucciones de colocarse los chalecos salvavidas y el barco retornó al puerto después de golpear algo mientras salía de la isla Gran Bahama alrededor de las 9 de la noche del viernes.

"Ningún pasajero corrió peligro en ningún momento y todo fue manejado de forma ordenada y eficiente por parte del personal del barco, de la corporación y de las Bahamas", dijo la línea de cruceros.

Varios pasajeros dijeron a CNN que la situación dentro del barco fue cualquier cosa menos organizada.

"Un miembro de la tripulación decía una cosa y luego otro decía otra cosa. ...No tenían idea de lo que debían hacer", dijo Parette.

Horas después de que sonó la primera alarma, los pasajeros salieron del barco, dijo Fana.

Su preocupado hijo de 10 años, disfrazado de Iron Man, comenzó a llorar cuando se corrió la voz de que algo andaba mal.

"Estuvimos sentados allí durante horas", dijo.

En última instancia, los pasajeros fueron hospedados en centros turísticos de la isla, dijo Celebration.

Y Bimini SuperFast prestó su apoyo para regresar a los 960 pasajeros y al personal del crucero que se quedaron en tierra al puerto de Miami el sábado en la noche, indicó Heather Krasnow, vocera de Resorts World Bimini en su declaración.

Dos cruceros de Celebration programados para el sábado y el lunes fueron cancelados mientras se evalúa el daño del barco.

"En este momento, nuestro objetivo es cuidar de nuestros pasajeros que estaban en el barco o quienes planeaban quedarse en el barco en el transcurso de los próximos días", dijo Celebration.

Algunos pasajeros que estuvieron a bordo de la nave dijeron el domingo a CNN que esperaban un reembolso, una explicación más detallada de lo que ocurrió o algo más que una respuesta por parte de la compañía de cruceros.

"Cuando esperas pasar dos días y medio de diversión y lo que obtienes es básicamente una pesadilla de 24 horas, al menos deberías recibir una disculpa o algo", dijo Fana.

Carma Hassan de CNN colaboró con este reportaje.