(CNN Español) - Este lunes salió desde Iguala, en el estado mexicano de Guerrero, una marcha para exigir que aparezcan con vida los 43 estudiantes desaparecidos hace más de cinco semanas.

La marcha ha sido bautizada con el nombre de 43×43: 43 son los estudiantes desaparecidos y 43 las organizaciones civiles que participan en la caminata.

Se espera que lleguen a la Ciudad de México el domingo 9 de noviembre tras varias paradas y recorrer casi 200 kilómetros.

En medio de nuevas movilizaciones para demandar una respuesta por la desaparición, el presidente Enrique Peña Nieto llamó a la clase política y a la sociedad civil para definir acciones que fortalezcan el estado de derecho y le cierren el paso a la impunidad.

Peña Nieto anunció que convocará a los representantes de los poderes, de los partidos políticos y de las organizaciones humanitarias y civiles a un diálogo para realizar “cambios de fondo” a la política de seguridad, un acuerdo que responde al caso de Ayotzinapa.

Este lunes, los padres se reunieron en Chilpancingo con las autoridades federales sobre los desarrollos de la búsqueda. Los familiares manifestaron su molestia porque no ha habido cambios ni novedades para tener esperanzas en encontrar con vida a los jóvenes.

Con información de Rafael Romo y CNNMéxico.com