(CNN Español) - Messi fue decisivo de nuevo para el Barcelona en un partido en que el conjunto de Luis Enrique empezó contra su rival de patio, el Espanyol.

Pero antes del final del primer tiempo y con 0-1  en contra, Messi marcó este golazo para comenzar a cambiar el futuro del encuentro:

Lo más impresionante de esta anotación de lujo es cómo el disparo pasa entre los defensores.

El segundo tiempo fue un recital del Barça: Messi anotó otros dos, y se sumaron a la fiesta culé Piqué y Pedro. Un contundente 5-1 mantienen al Barcelona segundo en la clasificación, a dos puntos del Real Madrid.

El argentino ha anotado 13 goles esta temporada, 10 por detrás de Cristiano Ronaldo, Pichichi del torneo con 23 anotaciones que tienen al Real Madrid de líder de la Liga.