(CNN Español) - La presidenta Argentina Cristina Fernández de Kirchner canceló su viaje a Brasil y su próximo encuentro con el papa Francisco debido a una fractura en el tobillo izquierdo. Así lo dio conocer el jefe de Gabinete, Jorge Capitnich.

La mandataria tenía en agenda viajar a la asunción presidencial de Dilma Rousseff el primero de enero y una visita al Vaticano junto a la presidenta de Chile Michelle Bachelet.

La fractura fue a consecuencia de un accidente doméstico. Fernández se encuentra de reposo en la residencia presidencial de Olivos.

Según Capitanich, se trató de un resbalón el viernes cuando estaba en Río Gallegos, y la mandataria debió volver de urgencia a Buenos Aires.

El jefe de Gabinete informó que se espera en las próximas 48 saber el parte médico para determinar si Fernández puede viajar a El Calafate para Año Nuevo.

No es el primer problema de salud de la presidenta de Argentina. Es la segunda vez que la mandataria aplaza la conmemoración con Bachelet y Francisco de los 30 años de la firma del tratado de paz entre Chile y Argentina, el final del conflicto del Canal del Beagle, en el que el Vaticano jugó un papel clave.

En marzo de 2014, Fernández se esguinzó el mismo tobillo en Roma para su visita al papa Francisco.

Además, la mandataria fue operada en 2012 por un presunto cáncer de tiroides que resultó negativo y en 2013 por un hematoma cerebral.

Se espera que hasta el 12 de enero Fernández no tenga actividad oficial.