CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Crimen

Crimen

Adolescente de EE.UU. irá a la cárcel por asesinar a su madre y ocultar el cuerpo en una maleta

Por Hilary Whiteman

(CNN) – Una adolescente estadounidense que ayudó a su novio a meter el cuerpo sin vida de su madre en una maleta en un exclusivo hotel en Bali ha sido sentenciada a 10 años en prisión.

Heather Mack, de 19 años, quien dio a luz a su propia hija hace tan solo unas semanas, fue hallada culpable al igual que su novio de 21 años, Tommy Shaefer, del asesinato de Sheila von Wiese-Mack en la isla indonesia en agosto del año pasado.

Schaefer fue sentenciado a 18 años en prisión por golpear a von Wiese-Mack hasta la muerte en la habitación 317 del St. Regis Bali Resort.

Shaefer había afirmado que mató a la madre de su novia en defensa propia luego de que se produjera una discusión violenta por la relación de la joven pareja.

Metieron el cuerpo dentro de una maleta

El cuerpo golpeado de von Wiese-Mack fue encontrado en una gran maleta plateada que la pareja había subido a un taxi que se encontraba afuera del hotel St. Regis Bali Resort. Le dijeron al conductor que regresarían pronto, pero después de una larga espera él alertó al personal del hotel, quienes al inspeccionar la maleta, notaron que había sangre y llamaron a la policía.

La maleta que contenía el cuerpo de Sheila von Wiese Mack fue encontrada el 12 de agosto de 2014.

La maleta tenía el cuerpo sin vida de Sheila von Wiese Mack en agosto de 2014. (Crédito: CNN)

La maleta tenía el cuerpo sin vida de Sheila von Wiese Mack en agosto de 2014.
(Crédito: CNN)

La pareja fue arrestada después de que los encontraran a la mañana siguiente en otro hotel a unos 15 kilómetros de distancia.

Dentro de la maleta, el cuerpo de von Wiese-Mack había sido envuelto en la ropa de cama del hotel. Un examen forense determinó que ella había muerto a causa de un golpe contundente que recibió en la cara, el cual fracturó sus huesos faciales e hizo que se asfixiara.

Descrita como una socialité de Chicago, se informó que von Wiese-Mack tenía una relación problemática con su hija adolescente.

Schaefer negó que el asesinato fuera premeditado. Él le dijo al tribunal que había actuado en defensa propia cuando la madre de su novia empezó a estrangularlo durante una pelea en la habitación del hotel en Bali.

“Ella me apretó el cuello durante más o menos 20 o 30 segundos. No podía respirar. La sangre se me subía a la cabeza y tenía los ojos llenos de agua”, le dijo Schaefer al tribunal.

Él dijo que alcanzó un tazón cercano “antes de que ella pudiera”. “No pude ver por un momento, porque mis ojos estaban tan llenos de agua y estaba angustiado, estaba en un estado mental y no tenía idea de lo que estaba pasando. Estaba casi a punto de perder el conocimiento. Luego lo tomé y comencé a golpear”, le dijo al tribunal.

Mack le dijo al tribunal que su madre había amenazado con matar al bebé de la pareja que aún no había nacido, según medios locales.

El fiscal afirmó que los dos planificaron el asesinato, debido a que la madre de Mack no aprobaba su relación.

Después de ser detenidos por la policía, la pareja inicialmente afirmó que ellos habían sido capturados en el hotel por una pandilla armada, cuyos miembros habían matado a la madre de Heather, y de quienes habían logrado escapar.

Los dos fueron juzgados por separado, aunque ambos juicios fueron escuchados por el mismo tribunal, con los mismos fiscales.

Los fiscales querían que se les impusiera una sentencia de 18 años de prisión para Schaefer y de 15 años para Mack.

Bajo la ley de Indonesia, a Mack se le permitirá tener a su bebé en prisión con ella durante dos años, y después de este tiempo ella podrá designar quién debería tomar la custodia.

Heather Mack sostiene a su bebé dentro de una celda antes de su juicio en el tribunal de Denpasar en la isla de Bali el 7 de abril de 2015. (Crédito: Sony Tumbelaka / AFP / Getty Images)

Heather Mack sostiene a su bebé dentro de una celda antes de su juicio en el tribunal de Denpasar en la isla de Bali el 7 de abril de 2015.
(Crédito: Sony Tumbelaka / AFP / Getty Images)

Los periodistas Fairuz Husaini y Ragil Lestari, y Kathy Quiano de CNN contribuyeron con este reporte