(CNN Español) - Una vez más el proceso de normalización de relaciones con Cuba estuvo bajo la lupa en el Congreso de EE.UU., esta vez en la Comisión de Relaciones Internacionales del Senado.

Los opositores al proceso que adelanta la Casa Blanca insisten que Cuba está recibiendo mucho a cambio de poco.

Para Roberta Jacobson, avanzar en las negociaciones con Cuba no significa que se ignore la situación de derechos humanos en la isla. Y de nuevo los opositores del acercamiento, como el demócrata Bob Menéndez y el republicano Marco Rubio, mostraron su molestia.

Pero el gobierno insiste en que el proceso de normalización está dirigido a mejorar la vida de los cubanos y así generar cambios en la isla.