CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Asia

Alarma en India por la muerte de personas vinculadas a caso de corrupción

Por Jethro Mullen

(CNN) — El periodista de televisión Akshay Singh había pasado alrededor de una hora entrevistado a la familia por la que había viajado a la India central cuando empezó a perder la conciencia.

Singh echaba espuma por la boca y se cayó de la silla, según dijeron sus compañeros. Su equipo de televisión lo llevó inconsciente a un hospital cercano, donde fue declarado muerto.

Al día siguiente, la policía de Nueva Delhi encontró el cuerpo de un decano de universidad, Arun Sharma, en una habitación de hotel.

A primera vista, las dos muertes que ocurrieron durante el fin de semana y que sucedieron a cientos de kilómetros de distancia, no tenían ninguna relación.

Pero ambos hombres están vinculados a una misteriosa trama de sospecha, muerte y escándalo que ha acaparado la atención nacional en la India y que ha inducido a que una ministra del gobierno diga que teme por la vida de los que están relacionados con ella.

En el meollo del asunto está un caso de corrupción de alto perfil que implica acusaciones de sobornos que han sido pagados para obtener empleos y ser admitidos en la universidad del estado central de la India, Madhya Pradesh.

La corrupción no es inusual en la India. Lo que está causando alarma en Madhya Pradesh es que las personas vinculadas a la investigación que el estado está llevando a cabo sobre la presunta estafa siguen muriendo.

‘Soy ministra, pero aun así estoy asustada’

Un antiguo juez que dirigía la investigación del estado ha dicho que más de dos docenas de personas vinculadas al caso han muerto en los últimos dos años.

Políticos de la oposición y activistas de Madhya Pradesh afirman que el número de muertes es casi el doble de la cifra oficial.

Muchas de las muertes fueron atribuidas inicialmente a causas como accidentes de tráfico, suicidio y enfermedades. No existen pruebas de algún tipo de juego sucio, pero muchos indios ya no saben qué creer.

“Tengo miedo por la vida de las personas que tienen alguna relación conmigo. Soy ministra, pero aun así tengo miedo”, dijo el lunes Uma Bharati, la ministra de recursos hídricos del gobierno federal de la India y exprimera ministra de Madhya Pradesh, según The Times of India, un periódico nacional.

Muertes del fin de semana están bajo investigación

Los dos hombres que murieron el fin de semana estaban vinculados con el escándalo, el cual según los investigadores se remonta al menos al 2007 e involucraba a un nexo de políticos, burócratas, intermediarios y candidatos que pagaban sobornos.

Singh estaba trabajando en un informe sobre la muerte de un sospechoso que había sido mencionado en la investigación. Él se desplomó el sábado durante una visita a la familia del sospechoso en Madhya Pradesh.

“Empezó a hacer un sonido como si se estuviera ahogando con algo”, según Rahul Kariya, un colega que estaba con él en ese momento, dijo en una entrevista con India Today, su empleador. “Su mano izquierda se puso rígida y sus labios temblaban”.

Las autoridades dicen que Singh no presentaba síntomas de lesión interna o externa. Pero les han enviado muestras de su cuerpo a los expertos forenses para determinar la causa de la muerte.

India Today Group ha solicitado una investigación independiente sobre su muerte.

“Las circunstancias de la muerte prematura de Akshay Singh, periodista de TV Today, merecen una investigación completa, imparcial e independiente”, dijo la compañía. TV Today es la rama de televisión de India Today Group.

La muerte al día siguiente de Sharma, un decano de la universidad de Madhya Pradesh que había estado ayudando a los investigadores, intensificó la creciente tormenta política que rodea el escándalo.

La policía dice que no sospecha nada malo en la muerte de Sharma, pero han creado una junta médica especial para una autopsia.

‘La verdad detrás de las muertes debe salir a luz’

El intenso interés en el caso está ejerciendo presión sobre el primer ministro de Madhya Pradesh, Shivraj Singh Chouhan.

Él creó el grupo de trabajo especial que investiga el escándalo. Pero los críticos dijeron que él no ha hecho lo suficiente.

La investigación “parece no tener respuestas para la serie de muertes sospechosas”, dijo una editorial el fin de semana en el periódico nacional, The Hindu. “Peor aún, las respuestas de los funcionarios de gobierno estatal han sido insensibles y simplemente han intentado hacer caso omiso del asunto”.

El lunes, el partido de la oposición del Congreso exigió que Chouhan fuera despedido y que el caso pasara a manos de los investigadores federales.

“La verdad detrás de la muerte debe salir a luz”, dijo Randeep Surjewala, portavoz del Congreso.

En una concesión aparente, Chouhan anunció el martes que iba a solicitar una investigación federal sobre el escándalo y las muertes.

Sin embargo, Chouhan, miembro del partido gobernante Bharatiya Janata del Primer Ministro Narendra Modi, rechazó los ataques de sus oponentes como algo sin fundamento.

“Su único objetivo es convertirme en su blanco y manchar mi reputación”, dijo en una rueda de prensa.

Más de 2.500 sospechosos

La escala de la investigación es muy amplia… se han mencionado a más de 2.500 personas como sospechosos, quienes son acusados ​​de falsificación y suplantación. Pero alrededor de 500 de estas personas aún no han sido localizadas y arrestadas.

En virtud de la presunta estafa, se afirma que algunos candidatos pagaron fuertes sobornos para aprobar los exámenes para obtener empleos en el gobierno estatal o ser admitidos en instituciones de educación superior.

Según dijo la policía, en muchos casos, a los estudiantes se les pagó para que utilizaran tarjetas de admisión falsas a fin de hacerse pasar por los candidatos y hacer las pruebas en lugar de ellos en complicidad con los funcionarios. Según los informes, en el ardid se utilizaron fondos por un valor de millones de dólares.

La escala completa del escándalo salió a luz en el 2013 luego de que la policía arrestara a los impostores que estaban tomando un examen médico realizado por la junta de evaluación profesional de Madhya Pradesh.

La junta, conocida como Vyapam en hindi, lleva a cabo exámenes competitivos para admisión en las facultades de medicina e ingeniería, así como para empleos en los departamentos de policía, forestales y de educación del gobierno estatal.

La palabra Vyapam se ha convertido en sinónimo de escándalo en la India.