CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Jimmy Carter habla del cáncer: Mi futuro está en manos de Dios

Por Stephen Collinson, Eugene Scott

(CNN)– En una conferencia de prensa marcada por la gracia y la ausencia de auto compasión, el expresidente estadounidense Jimmy Carter dijo este jueves que cuatro manchas de cáncer se habían encontrado en su cerebro.

Carter, de 90 años, había dicho inicialmente, cuando supo del diagnóstico, que solo tenía pocas semanas para vivir. Ahora está más optimista, y dice que su destino está en manos de Dios. En la rueda de prensa en Atlanta en la que se sentó solo frente a un grupo de periodistas y cámaras, Carter dijo que comenzaría un tratamiento con radiación en la tarde de este jueves.

“He tenido una vida maravillosa”, dijo Carter con la misma honestidad que marcó su presidencia. “Estoy listo para todo y estoy emocionado con una nueva aventura. Todo está en las manos de Dios, a quien adoro”.

Carter, que hablaba suavemente y vestía una corbata y blue jeans, dijo que estaba conmovido por la cantidad de llamadas de apoyo –incluyendo la del Secretario de Estado John Kerry y la de los expresidentes George H.W. y George W. Bush–, que se comunicaron con él tan pronto supieron la noticia. Carter dijo que no estaba incómodo, pero sí tenía dolor en un hombro.

Su compañera fiel, Rosalynn, la exprimera dama, miraba desde alguna distancia mientras Carter la describía como el pilar de su vida. “Hemos tenido 69 años juntos”, dijo el expresidente.

Carter dijo que sus síntomas comenzaron durante un viaje y fue cuando los doctores lo revisaron que encontraron un pequeño tumor en su hígado y le diagnosticaron melanoma. Posteriormente se supo que se había presentado también en su cerebro.

“Tengo una profunda fe religiosa, la que agradezco mucho, y estuve muy sorprendido de cómo tomé la noticia: no sufrí angustia o ira o nada de eso. Estaba completamente tranquilo”, dijo. “No puedo realmente anticipar cómo me sentiré. Obviamente confiaré en los doctores que están a cargo de mi tratamiento.

Carter fue electo en 1976 y sirvió en la presidencia hasta 1980. La familia Carter tiene un historial de cáncer: su padre, hermano y dos hermanas murieron por cáncer de páncreas y su madre tuvo cáncer de seno, que luego también llevó a su páncreas.