CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Celebridades

La hija adoptiva de Rosie O’Donnell se marcha otra vez

Por Ed Payne

(CNN) — Bueno, no estuvo en casa mucho tiempo.

Menos de tres semanas después de que huyera, Chelsea, la hija adoptiva de Rosie O’Donnell, se ha ido de nuevo.

“Cuando cumplió 18 años, Chelsea tomó la decisión de que quería irse con su madre biológica”, dijo la portavoz de O’Donnell, Cindi Berger. “Esta fue su elección”.

Como una joven de 17 años, Chelsea se escapó de su casa en Nyack, Nueva York, el 11 de agosto. Fue encontrada una semana después, a un poco más de 160 kilómetros de distancia, en Barnegat, Nueva Jersey.

Chelsea fue encontrada en una casa con Steven Sheerer, un hombre de 25 años de edad que ha sido arrestado por cargos de distribución de obscenidad a un menor de edad y poner en peligro el bienestar de un niño, dijeron las autoridades.

Sheerer fue detenido el viernes después de que los investigadores examinaron el celular de Chelsea, según un comunicado de Joseph Coronato, fiscal del condado de Ocean.

En el teléfono, la policía encontró evidencia de “comunicaciones inapropiadas durante las últimas semanas entre Sheerer y la menor”, decía el comunicado.

Chelsea le dijo a las autoridades que ella fue a la casa voluntariamente.

Según el comunicado, una computadora y otros equipos digitales fueron confiscados como parte de la investigación.

Sheerer se encuentra detenido en la cárcel del condado de Ocean, con una fianza fijada en 40.000 dólares, según el comunicado. Un juez ordenó que no debía tener contacto con la niña ni su familia.

Cada cargo de tercer grado contra Sheerer conlleva una posible pena de cinco años de prisión.

Para algunos adolescentes, huir es un intento por escapar de los demonios mentales

Según dijo O’Donnell en una declaración en su página web, en el momento en el que Chelsea se fue de su casa, ella había dejado de tomar su medicamento para una enfermedad mental no revelada y “está en necesidad de atención médica”, decía el comunicado.

“Chelsea, al igual que millones de personas, vive con una enfermedad mental”, dijo Berger cuando la adolescente todavía estaba desaparecida.

Christie Bear, Ray Sánchez, David Shortell, Emanuella Grinberg, Sarah Jorgensen, Alexandra Field, Greg Botelho y Carolyn Sung de CNN contribuyeron con este reporte.