CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Terrorismo

Militantes filipinos alineados con ISIS publican video de rehenes

Por Euan McKirdy, Chieu Luu

(CNN) — Un video que pretende mostrar a cuatro rehenes, quienes aparentemente fueron secuestrados por militantes armados en el sur de Filipinas el mes pasado, ha sido publicado en línea.

En el video, tres de los rehenes —todos ellos parecen ser ciudadanos extranjeros— suplican recibir ayuda de parte de los gobiernos de Canadá y Filipinas. La cuarta persona, una mujer filipina, no habla.

Los rehenes están rodeados por militantes enmascarados que portan varias armas, y por pancartas que parecen ser banderas de ISIS o banderas yihadistas que son muy similares en apariencia al infame estandarte blanco y negro. Los secuestradores no identifican su afiliación en el video, pero el grupo islamista Abu Sayyaf es una conocida presencia militante en el área.

Los secuestros ocurrieron la noche del 21 de septiembre en el Oceanview Resort en Sámal, el cual se encuentra en la costa de Mindanao, la principal isla al sur de Filipinas, según la agencia oficial Philippines News Agency.

Un portavoz de las Fuerzas Armadas de Filipinas (AFP, por sus siglas en inglés), le dijo a los periodistas el miércoles que las autoridades han visto el video y lo están evaluando. El portavoz, el coronel Restituto Padilla, dijo que no puede divulgar detalles operativos y no quiso hacer comentarios sobre la identidad de los secuestradores.

“A partir de ahora, nuestra actual postura militar sigue siendo la misma”, dijo. “Nuestra postura permanece, donde están nuestras tropas, donde está nuestra policía, y ellos seguirán estando donde están ahora”.

Él agregó que los secuestradores todavía no habían hecho exigencias monetarias, y que su gobierno “está haciendo todo lo posible y se encuentra en coordinación con todas las agencias involucradas a nivel local y fuera del país”.

Video desgarrador

El video muestra a los cuatro rehenes, tres hombres y una mujer, sentados en el suelo juntos en una fila. Al menos ocho hombres armados con pañuelos que les cubren el rostro se encuentran detrás de ellos. La filipina aparece sentada en el extremo izquierdo. La cámara luego hace un acercamiento al hombre que se encuentra a su lado.

Dice que su nombre es Robert Hall, y luego de garantizarle a sus familiares y amigos sobre su salud, enfatiza que él y los demás rehenes se encuentran en peligro. Pide que sus familiares y amigos contacten a los gobiernos de Canadá y Filipinas para que le pongan fin a los asuntos militares y a otras cuestiones que afectan a la provincia meridional filipina de Mindanao.

La cámara luego enfoca al hombre en el extremo derecho, quien se identifica como Kjartan Sekkingstand, el propietario de Oceanview Marina. Él hace eco de las súplicas de Hall y advierte que si no se cumple con las exigencias del grupo, los rehenes están bajo la amenaza de ser asesinados.

La cámara luego enfoca al hombre que está sentado a la izquierda de Sekkingstad. Su cabeza está siendo sujetada por uno de los militantes, quien sostiene un machete en su otra mano.

El rehén, quien dice su nombre es John Ridsdel, confirma que ellos fueron tomados cautivos del Oceanview Marina en Sámal en Davao, y de nuevo reitera las súplicas que los demás rehenes hicieron para que los gobiernos de Canadá y Filipinas los ayuden al cesar los bombardeos, el fuego de artillería y otras operaciones militares, a modo de que las negociaciones puedan comenzar.

Las exigencias del secuestrador

La cámara luego enfoca a un militante que tiene la cara cubierta con un pañuelo verde y negro, y que usa lentes de sol. Él exige, en inglés, que los dos gobiernos cesen las acciones militares como un prerrequisito para abrir las negociaciones para la liberación de los rehenes.

Los militantes luego comienzan a gritar en árabe y a levantar sus armas.

El secretario de Comunicaciones Presidenciales de Filipinas, Sonny Coloma, dijo en una conferencia de prensa el miércoles en Manila que el objetivo del gobierno es “garantizar su seguridad y asegurar su liberación, y todas las acciones emanan de esto.”

El gobierno noruego dijo que está consciente de la existencia del video, pero no quiso hacer otros comentarios aparte de decir que están trabajando con las autoridades y con el gobierno de Filipinas en esta situación, le dijo a CNN Rune Bjastad, asesor de comunicaciones y contacto de prensa para el ministro de Asuntos Exteriores. Los medios de comunicación noruegos han identificado a Sekkingstad como uno de los hombres en el video.

El gobierno de Canadá todavía no ha respondido a las solicitudes de comentarios de CNN.

El sur de Filipinas ha sido asediado por disturbios que involucran a militantes islámicos en años recientes, incluyendo la toma de rehenes extranjeros.

Anjo Alimario, reportero de CNN Philippines y la periodista Arlene Samson Espiritu contrubuyeron con este reporte.