CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias de EE.UU.

‘Homeland es racista’: grafiti se cuela en episodio de la popular serie

Por Mairi Mackay

(CNN) — Pídele a los grafiteros que te ayuden a decorar el set de tu programa de televisión… y podrías recibir más de lo que esperabas.

Así es como un grupo de artistas callejeros logró colar eslóganes subversivos en árabe — incluyendo una acusación de racismo— en un episodio de la galardonada serie estadounidense de espías “Homeland”, protagonizada por Claire Danes.

El grafiti, el cual incluía las frases “Homeland es racista” y “Homeland es una broma, y ​​no nos hizo reír”, logró colarse en un episodio que se emitió en Estados Unidos el 11 de octubre y que será transmitido en el Reino Unido este fin de semana.

En una escena, Danes, quien interpreta a la bipolar exfuncionaria de la CIA, Carrie Mathison, pasa por unas palabras escritas en árabe sobre una pared que traducen “Homeland NO es una serie”.

CNN ha contactado a Showtime, los creadores de “Homeland”, para que hagan comentarios al respecto, pero aún no ha recibido una respuesta.

El grupo, el cual se denomina a sí mismo “Arabian Street Artists” (artistas callejeros árabes) dicen que “hackearon” el programa porque no están de acuerdo con su mensaje político, dijo uno de los artistas, el egipcio Heba Amin, en un comunicado publicado en su página web. Los otros miembros del grupo son Caram Kapp y Stone.

El programa representa incorrectamente los acontecimientos mundiales, explicó Amin, quien agregó que “este fantasma peligroso se ha convertido en un ‘conocimiento’ predominante en Estados Unidos y ha sido repetido como un hecho por muchos medios de comunicación masivos”.

Los artistas dicen que fueron contactados por la empresa de producción de la serie, la cual estaba buscando artistas callejeros árabes para “darle autenticidad de grafiti a un set de filmación de un campo de refugiados sirio”.

“Dada la reputación de la serie, no nos convencieron fácilmente”, escribe Amin. Sin embargo, los artistas se dieron cuenta de que podían aprovechar la oportunidad para dejar en claro su propia insatisfacción y la de otros.

Amin dijo que se les dieron fotos de grafiti del asediado presidente sirio Bashar al-Assad como inspiración y les dijeron que podían escribir: “Mahoma es el más grande”.

El campamento de fantasía fue creado en una antigua planta de alimentos para animales en las afueras de Berlín y la decoración tenían que hacerla en dos días, dijo Amin.

“Los diseñadores del set estaban demasiado frenéticos como para prestarnos atención; ellos estaban ocupados construyendo un set hiperrealista que contenía de todo, desde contenedores de lavandería de plástico hasta los bordes deshilachados de las cortinas de plástico de exterior”.

“Se veía muy al estilo del Oriente Medio y el sol del verano y el calor ayudó a realzar esa ilusión. Sin embargo, el contenido de lo que estaba escrito en las paredes, no causó ninguna preocupación”, agregó.

La serie “Homeland” se ha centrado en los extremistas islámicos y el terrorismo del Medio Oriente desde que fue lanzada en el 2011. Ha sido criticada en el pasado por no desafiar los mitos sobre los musulmanes, por islamofobia… e incluso ha sido acusada de ser la “serie de televisión más prejuiciada”.

El presidente de Showtime, David Nevins le dijo a Entertainment Weekly a principios de este año que el programa no le huirá a la controversia.

“Realmente, no quiero que haya ningún tipo de limitaciones en lo absoluto… Ellos nunca le han huido a ninguna dificultad. Quiero que lo confronten directamente”, dijo.

“Es una obra de ficción”, agregó Nevins. “Estoy muy a la defensiva de su derecho para contar historias difíciles, en partes difíciles del mundo”.

El programa cuenta con legiones de fans — incluso el presidente de Estados Unidos, Barack Obama— y ha recibido una serie de Globos de Oro y premios Emmy.