(CNN Español) – Dos hombres que realizaban encuestas en una comunidad del centro de México fueron linchados y quemados por habitantes la noche del martes luego de ser acusados de intento de secuestro, informaron las autoridades locales.

José Abraham y Rey David Copado Molina, de 25 y 35 años de edad, realizaban encuestas en Ajalpa, Puebla, al oriente de la Ciudad de México, cuando una menor de edad denunció un intento de secuestro, según el alcalde de Ajalpan, Gustavo Lara.

Los hermanos fueron detenidos por la policía municipal y trasladados a la cárcel pública, localizada junto a la presidencia municipal. Hasta ese lugar fue llevada la menor, quien no reconoció a los detenidos como las personas que supuestamente intentaron secuestrarla.

Sin embargo, pronto se reunieron decenas de personas que exigieron les fueran entregados los detenidos.

La turba rebasó a los seis policías que se encontraban en el lugar y tomó las instalaciones del Palacio Municipal, mismo que fue saqueado e incendiado durante cinco horas. Frente al lugar, una patrulla también fue volcada y quemada.

Tras ser golpeados en la plaza pública, los hermanos Copado Molina fueron obligados a declararse culpables de intento de secuestro. Ambos fueron luego colados bajo una pila de documentos sacados de la sede municipal. Luego la muchedumbre los roció de gasolina y les prendió fuego.

El alcalde declaró a medios locales que entre los escombros se encontraron dos credenciales que acreditaban a los hermanos Copado Molina como encuestadores originarios de la Ciudad de México.

Laura Ballesteros, vocera de la agencia Marketing Research & Services, confirmó a CNNMexico.com que ambos jóvenes "no eran ningunos delincuentes", sino trabajadores de la empresa.

En tanto, el representante de otra firma, Técnicos Encuestadores de Campo, declaró que los hermanos Copado Molina también trabajaron para ellos. "Eran personas honradas, trabajadoras y padres de familia. Para empezar, ni viciosos eran", dijo Efrén Hernández, agregó el reporte de CNNMexico.com.

"Hacían muchas preguntas"

Ambos fueron detenidos porque "estaban haciendo muchas preguntas" y esto "no le gustó a la población", dijo Lara.

Aunque las autoridades locales pidieron ayuda a la policía estatal, la misma no llegó al lugar hasta después de que ocurrió el linchamiento.

Según el presidente municipal, dos días antes del linchamiento circularon rumores en la población a través de redes sociales sobre un supuesto robo de niños, pero a la fecha "no hay ninguna denuncia", sostuvo.

Los videos tomados en el lugar y recuperados de redes sociales fueron puestos a disposición de la Procuraduría General de Justicia de Puebla para identificar a los presuntos autores del linchamiento, dijo Lara. También se cuenta con las declaraciones de pobladores que identificaron a una veintena de personas, quienes presuntamente participaron en el linchamiento.

El municipio amaneció el miércoles tomado por fuerzas estatales para prevenir nuevos hechos de violencia.

https://www.youtube.com/watch?v=WSLfqh3bkAE

A la par de la investigación iniciada por la fiscalía local, la Comisión Estatal de Derechos Humanos también inició indagatorias ante las violaciones de los derechos de ambas víctimas.

Rita Sánchez y Elvia Cruz, de CNNMéxico.com, contribuyeron con este reporte.

Eran personas honradas, trabajadoras y padres de familia. Para empezar, ni viciosos eran.

Efren Hernández, representante de Técnicos Encuestadores de Campo