(Crédito: GoFundMe)

(CNN) - Al enfrentar la sombría tarea de informarle a cuatro niños que sus padres habían muerto en un accidente automovilístico en Halloween, un agente del estado de Georgia con un gran corazón, optó por hacer las cosas de manera un poco diferente.

En lugar de solo comunicar la devastadora noticia, el agente Nathan Bradley decidió llevar por la tarde a los niños disfrazados, bajo su supervisión, y permitirles disfrutar de Halloween. Y también inició una campaña de recaudación de fondos en línea para ayudar a la familia.

Bradley ha narrado el desgarrador momento cuando él y otros dos oficiales llegaron a la casa de la familia en el condado de Morgan para dar la noticia.

"La puerta se abrió vacilante y allí, tras la puerta de malla cerrada, estaban cuarto niños disfrazados... un Freddy Krueger de 13 años, la hija de Drácula de 10 años, un brujo de 8 años y un niño de 6 años que parecía ser una tortuga ninja", escribió en la página GoFundMe que estableció.

Él y sus compañeros se quedaron sin palabras. Ellos esperaban encontrar un adulto entre los miembros de la familia en la casa, pero el mayor de los niños, Justin Howard, les dijo que nadie estaba en casa.

"Mis padres fueron a la tienda para conseguir más pintura para la cara. Ellos nos dijeron que no abriésemos la puerta a nadie y que regresarían pronto", le dijo a los oficiales, según Bradley.

Conservar Halloween

Los oficiales descubrieron que el familiar más cercano de los padres fallecidos, Donald y Crystal Howard, era la abuela paterna, quien vive en Florida, a 7 horas de distancia.

Bradley dice que él no podía soportar la idea de decirle a los niños que habían quedado huérfanos y que luego tuvieran que pasar el resto de Halloween en una cárcel del condado esperando a que llegara su abuela. Así que decidió dejar la inquietante noticia en espera.

"Yo quería conservar para los niños esta fiesta de Halloween y las que vengan", escribió en la declaración GoFundMe, la cual también fue compartida en Facebook por el Departamento de Seguridad Pública de Georgia.

Él llevó a los niños a comer hamburguesas, papas y batidos antes de darles un recorrido en las instalaciones de los agentes. Otras personas que habían oído lo que pasó trajeron dulces, juguetes y películas de Disney para que vieran.

Oficial Nathan Bradley, de la policía de Georgia.

Oficial Nathan Bradley, de la policía de Georgia.

A los niños los dejaron durmiendo en las habitaciones de las instalaciones sin haberles informado acerca de la terrible noticia.

"¡Convertiste un día F- en una noche A+!" le dijo la niña pequeña al acostarse... palabras que para él fueron difíciles de asimilar.

Su abuela llegó justo antes del amanecer y estuvo de acuerdo con Bradley y con otros en cuanto a que sería mejor decirle a los niños lo que había sucedido el día siguiente.

"Teníamos la esperanza de que luego ellos relacionarían la tragedia con el 1 de noviembre, en lugar de hacerlo con Halloween", escribió Bradley.

La recaudación de fondos se elevó por encima de su meta inicial

El martes, él dijo que supo a través del hijo mayor que el transporte de los restos de los padres y otros gastos funerarios ascenderían a 7.000 dólares. Fue entonces cuando decidió crear la página de recaudación de fondos, y cualquier cantidad adicional será usada para la futura educación de los niños.

Gracias a una enorme respuesta, la cantidad recaudada se ha disparado muy por encima de su objetivo inicial, con otras ofertas de ayuda que siguen llegando. Para la madrugada del jueves, el GoFundMe había recaudado más de 150.000 dólares con la ayuda de miles de personas.

"Estoy asombrado por el apoyo a favor de esta familia", escribió Bradley mientras que las donaciones inundaban el sitio. "Este éxito ha sido gracias a todos ustedes. La familia quiere darle las gracias a todos y a cada uno de ustedes".

El agente tiene veintitantos años y tiene planificado permanecer en contacto con los cuatro niños.

"Ellos me preocupan mucho y quiero verlos llegar a tener éxito", dijo, según WSB, afiliada de CNN. "No quiero que esta tragedia deje una sombra sobre ellos el resto de sus vidas".

El Departamento de Seguridad Pública de Georgia elogió sus esfuerzos.

"La compasión es un valor fundamental de nuestro departamento", decía en una publicación de Facebook. "El agente Bradley verdaderamente ejemplifica ese valor".

La puerta se abrió vacilante y allí, tras la puerta de malla cerrada, estaban cuarto niños disfrazados... un Freddy Krueger de 13 años, la hija de Drácula de 10 años, un brujo de 8 años y un niño de 6 años que parecía ser una tortuga ninja bombero"

Oficial Bradley