CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Negocios

Ataques de París: por qué los mercados no han entrado en pánico

Por Matt Egan

(CNNMoney) — Los impactantes ataques terroristas en París fueron recibidos el lunes con una respuesta, en gran medida, tranquila e incluso desafiante de parte de los mercados financieros mundiales.

Desde París hasta Nueva York, la trágica pérdida de al menos 129 vidas fue seguida el lunes por mercados bursátiles que se mostraron sin cambios y algunos que se veían con leves alzas.

La tenue respuesta refleja la sensación de que aunque los ataques terroristas en París fueron horribles, es poco probable que estos provoquen que la economía a nivel mundial o estadounidense se descarrile.

“Debido a que no vemos que estas acciones terroristas le causen una debilidad substancialmente mayor a la economía mundial, creemos que cualquier disminución de precios de la acciones será de corta duración”, escribió Sam Stovall, estratega de valores de renta variable de S&P; Capital IQ.

El hecho de que los ataques terroristas se produjeran después de que los mercados estadounidenses ya habían cerrado el viernes, pudo haber permitido una respuesta menos emocional de parte de los inversionistas.

“La gente ha tenido la oportunidad de aceptar los hechos”, dijo Brad McMillan, director de inversiones en Commonwealth Financial Network.

McMillan agregó que los inversionistas han entendido desde hace tiempo que los “maniáticos” están tratando de matar a personas inocentes y que en ocasiones tendrán éxito.

“Cada vez que subimos a un avión o miramos el horizonte de Nueva York, eso nos recuerda el hecho de que los ataques terroristas están ahí fuera”. Este es un horrible recordatorio más”, dijo él.

El temor del comercio demuestra que su vida es corta

Incluso el petróleo crudo, que por lo general es extremadamente sensible a las amenazas geopolíticas que podrían perturbar el suministro, apenas se movió. De hecho, el lunes ya entrada la mañana, el petróleo bajó un 1% y el precio del barril estaba cerca de los 40 dólares.

El oro, el cual se ve como un lugar en donde invertir el dinero en tiempos alarmantes, tan solo percibió un ligero aumento. El índice Fear & Greed Index de CNNMoney se mantuvo firmemente en modo “neutral ” e incluso mejoró ligeramente respecto al cierre del viernes.

“El ‘comercio terrorista’… duró menos que una reunión”, le escribió Bespoke Investment Group a sus clientes en una nota.

Acciones de viajes y de turismo se retraen

Algunas partes del mercado bursátil de hecho recibieron un golpe en medio de las preocupaciones sobre el impacto en el turismo.

Las acciones de Priceline, Carnival y Expedia disminuyeron más de 2% cada una el lunes. Las aerolíneas también estaban débiles; Delta Air Lines y American Airlines también se retrajeron.

Los ataques terroristas de París llegan en un momento en el que los inversionistas tienen más temores. El Dow Jones se desplomó 665 puntos la semana pasada, su mayor caída semanal desde agosto.

La venta ha sido alimentada por el desplome de los precios del petróleo y el nerviosismo creado por el aumento de las posibilidades de que la Reserva Federal subirá las tasas el próximo mes. Un alza en las tasas debería potenciar al dólar estadounidense que ya es fuerte, lo que provocaría que los productos estadounidenses se vendan aún más caros en el extranjero.

Cómo reaccionan las acciones en la bolsa ante el terrorismo

Pero los inversionistas parecen reconocer que los ataques terroristas anteriores de la magnitud de los de París, tan solo han causado breves olas de ventas en Wall Street. En otras palabras, no tiene sentido financiero entrar en pánico.

Por ejemplo, después de que los atentados en el metro de Londres mataran a 52 personas en el 2005, el S&P; 500 cayó casi un 1% el día después, señaló Stovall. Pero la ola de ventas duró solo dos días y el índice recuperó el terreno perdido después de una semana.

De la misma manera, el S&P; 500 descendió 1,5% después de los atentados de Madrid que mataron a 191 personas en 2004, pero tocó fondo dos semanas más tarde y se recuperó.

Stovall dijo que el S&P; 500 perdió un 2,3% de su valor después del atentado del maratón de Boston que mató a tres personas e hirió al menos a 264 en 2013. El mercado tocó fondo en cuatro días y recuperó todo el terreno que perdió en un poco más de dos semanas.

“La historia dice, pero no garantiza, que la debilidad del mercado después de tales acontecimientos tan horribles es típicamente de corta duración”, dijo Stovall.

Los terroristas no tendrán éxito a largo plazo

Algunos estrategas prominentes de Wall Street adoptaron un tono desafiante tras los atentados de París.

David Kelly, estratega en jefe a nivel mundial de JPMorgan Funds, destacó la “firme negativa” de parte de los ciudadanos a permitir que los terroristas dicten cómo van a vivir sus vidas.

“París no dejará de ser París a causa de las acciones de unos cuantos psicópatas crueles”, escribió.

Peter Boockvar, analista de mercado en jefe en The Lindsey Group, escribió que los terroristas “nunca serán capaces de detener la libertad, el progreso humano y económico”.