CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Autos

Fotografías glamorosas de autos: un vistazo dentro de la revista de autos más elegante del mundo

Por Michael Köckritz

Nota del editor: Michael Köckritz es el editor de la revista alemana de autos Ramp. ‘Passion for Cars: The Best of Ramp‘ (TeNeues), ya publicado, celebra el aniversario número 25 de la revista. Todas las opiniones expresadas son exclusivamente de él.

(CNN) – ¿Qué es esencial para una buena película del género road movie (de carretera)?

Definitivamente se necesita un héroe y una carretera, un auto estaría bien también.

Un ambiente de partida, el deseo de hacer la diferencia, la esperanza por un mundo mejor o al menos unas cuantas aventuras divertidas. El tema principal del género específico: el movimiento es parte de la solución.

“¡Salgamos de aquí!” es el guión más popular en cualquier road movie. Nunca ha habido tanta trascendencia cuando conduces hacia cualquier lugar que en las películas. Es parte de nuestro ADN. La biología evolutiva es la culpable.

La movilidad siempre ha sido esencial para la sobrevivencia. Aquellos que fueron capaces de moverse con más facilidad y con más rapidez que otros inmediatamente tuvieron una clara ventaja. Y esto ha sido cierto desde los albores del hombre.

Los medios técnicos de transporte fueron un importante propulsor para nuestra especie, los cuales se han esparcido a través del planeta. Nuestra pasión por el movimiento se ha convertido en un impulso arcaico, el cual explica nuestra afinidad altamente emocional hacia los autos.

Cualquier cosa que mejoró y simplificó el movimiento de una manera técnica pasó a los anales de la historia. Los niños entienden eso de manera instantánea. Particularmente, porque ellos carecen de las habilidades motoras importantes al principio de sus vidas.

Cualquier cosa que inspira estas habilidades –incluso si está “solo” en nuestra imaginación– está fuertemente asociada con las emociones intensas.

Lo que comenzó como una fantasía mitológica de la movilidad con la carroza de los dioses o el sueño de volar en el mundo antiguo, se convierte en una fascinación libidinosa con cualquier medio de transporte hoy en día, a través de todas las etapas de la vida: desde la bicicleta de equilibrio hasta la patineta y los autos reales.

Y esa es otra razón del por qué bien podemos emocionarnos ante la visión de un auto.

Passion for Cars: The Best of Ramp‘ ya ha sido publicado.