Un grupo de personas protestaban en 2013 para que el grupo de violadores de una mujer de 23 años fueran condenados a pena de muerte. (Crédito: CNN)

(CNN) - Un hombre que fue condenado cuando era menor de edad por su papel en 2012 en la violación colectiva y asesinato de una mujer en un autobús de Nueva Delhi puede ser puesto en libertad este fin de semana, según decidió un tribunal indio, al rechazar el intento de mantenerlo en prisión por más tiempo que el de su sentencia original.

El asalto brutal a la estudiante de fisioterapia de 23 años de edad a manos de un grupo de hombres conmocionó a la India y desató un feroz debate sobre el trato a las mujeres.

Cuatro hombres fueron condenados a muerte por el ataque y el quinto fue encontrado ahorcado en su celda antes de que iniciara el juicio. El menor, que tenía 17 años en el momento de la agresión, fue juzgado por separado y condenado a tres años de prisión en 2013, lo que enfureció a manifestantes y familiares de la víctima, quienes sintieron que fue demasiado indulgente.

El gobierno de la India se ha opuesto a su liberación inminente y ha expresado preocupación sobre su estado mental y el plan de reinserción social para él. Pero el viernes, el Tribunal Superior de Delhi se negó a conceder una petición de detención prolongada, dijo el abogado del gobierno, Anil Soni.

"Él caminará libre por las calles de nuevo el domingo porque no hay ninguna ley en este momento para mantenerlo detenido durante más de tres años", dijo Soni. La legislación india permite un máximo de tres años en los reformatorios para convictos menores de edad.

La madre de la víctima: 'El crimen ha ganado'

"El crimen ha ganado", dijo la madre de la víctima, Asha Singh, después de que la decisión fue anunciada. "Nuestros esfuerzos de tres años han fracasado... estamos muy decepcionados".

El joven no puede ser reconocido públicamente bajo la ley india debido a que fue condenado como un menor.

Los medios informativos también tienen prohibido informar sobre los nombres de víctimas de agresión sexual en la India. Durante años, públicamente se hacía referencia a la víctima de la violación colectiva en Nueva Delhi como "Nirbhaya", lo que significa "la valiente" en hindi.

Pero su madre recientemente la identificó públicamente como Jyoti Singh.

"¿Por qué debería ocultar su nombre? ¿Por qué debería estar avergonzada de esto?", le dijo Asha Singh a CNN esta semana. "Aquellos que cometieron ese atroz crimen contra ella deben sentirse avergonzados. Los productores de este sistema administrativo deberían sentirse avergonzados".