CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Medio Oriente

Retiran un videojuego basado en masacre en Pakistán en la que murieron 132 niños

Por Euan McKirdy

(CNN) — Un videojuego basado en los ataques del 2014 del grupo Pakistani Talibán en una escuela militar en la provincia de Peshawar del país ha sido retirado de la tienda de Google Play luego de un aluvión de críticas en línea.

El juego del tirador en primera persona (FPS, por sus siglas en inglés), llamado «Pakistan Army Retribution» (Venganza del ejército de Paquistán), invitaba a los jugadores a jugar el papel de un soldado paquistaní librando a una escuela de insurgentes. Este fue sacado de circulación el lunes.

Este comienza con una entusiasta interpretación del himno nacional de Paquistán, antes de recrear en nueve niveles los terribles acontecimientos que comprendieron el peor ataque insurgente de la historia de Paquistán, en el cual fueron asesinadas 145 personas, incluyendo 132 niños.

Una reseña realizada por la cadena de noticias paquistaní Dawn en idioma inglés, calificó la decisión del desarrollador de Punjab Information Technology Board (Directiva de tecnología de la información de Punjab) –una agencia del gobierno– respecto a fundamentar el juego en el infame ataque como algo «extraño», y dijo que «había fracasado en todos los frentes». Sin embargo, el grueso de la reseña se centra en el modo de juego de la aplicación móvil más que en lo ofensivo de su entorno.

El videojuego ha sido sacado de circulación luego de que se recibieron quejas debido a que era ofensivo.

El videojuego ha sido sacado de circulación luego de que se recibieron quejas debido a que era ofensivo.

Luego de la reseña, los comentaristas acudieron a las redes sociales para condenar el juego, lo que llevó a su eliminación.

publicidad

Un usuario de Twitter, Shaheryar Mirza, se refirió al mismo como «extraño y desagradable».

Otro usuario, Yusra Askari, dijo: «El ataque contra #APSPeshawar no es ningún juego».

Reconocen que es ofensivo

El presidente de la Directiva de Tecnología de la Información de Punjab, Umar Saif, después acudió a Twitter para reconocer que el juego era «ofensivo», y dijo que al sacarlo de circulación, la compañía había «corregido su error».

Luego le dijo a CNN que el gobierno había operado una campaña en torno al primer aniversario de los ataques y que el juego era parte de la misma a fin de unir a la nación en «paz y armonía».

Sin embargo, él admitió que el juego era inapropiado y que su lanzamiento se manejó mal… y agregó que esto había abierto una caja de Pandora de problemas alrededor de la radicalización y que el lanzamiento del juego también estaba causando problemas de seguridad, pero rehusó dar más detalles.

Google, que ofrece el mercado de aplicaciones en línea para dispositivos Android, rehusó hacer comentarios cuando fue contactado por CNN.