CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Corea del Norte

Arte

Corea del Norte: un recorrido en 3D por uno de los países más aislados del mundo

Por Rebecca Wright

(CNN) – En un país conocido por su pensamiento colectivo, el individuo rara vez es llevado hasta el centro de atención.

El fotógrafo esloveno Matjaž Tančič quería cambiar eso.

“Cada vez que escuchas acerca de Corea del Norte, se trata de propaganda o antipropaganda, trabajadores en los campos o marchas militares. Quería mostrar completamente lo opuesto. Quería fotografiar a personas reales, individuos con un nombre, un rostro”, dice.

Para Tančič, la mejor forma para hacerlo fue con fotografías en 3D… una de sus especialidades y un formato muy popular en Corea del Norte, donde el proyecto fue presentado por primera vez.

“El formato 3D realza aún más al individuo. Puedes ver cada detalle de su ropa, y convertirte en un mirón al observar el espacio alrededor de la persona”.

‘Como una película de Wes Anderson’

Matjaž Tančič se reunió con camareros locales durante su viaje.

Matjaž Tančič se reunió con camareros locales durante su viaje.

Tančič fue invitado a Corea del Norte en 2014 para un recorrido de 10 días alrededor del país. El viaje fue organizado y financiado por Koryo Studio, la primera galería de arte del occidente que encarga, expone y vende obras de arte de artistas que viven y trabajan en Corea del Norte.

“Fue como viajar en el tiempo, fue como una película de Wes Anderson. Pero entonces ves celulares, y televisiones plasma… y te das cuenta de que es el día de hoy”, dice.

El viaje surrealista de Tančič tenía el propósito de documentar a algunas de las personas cotidianas que conforman a la solitaria nación: los camareros, doctores, campesinos y obreros.

Para Tančič, quien vive en Beijing, también se convirtió en algo personal puesto que él nació en el estado comunista de lo que entonces era llamada Yugoslavia en el este de Europa.

“Si los estadounidenses ven grupos marchando hacia el campo con banderas rojas y acordeones, eso debe parecerles completamente extraño. Pero para mí, eso me trae a la mente imágenes que vi cuando era joven. Lo que yo vi se entrelazó con mis propios recuerdos”.

Desafiar los límites

Durante el viaje, su equipo enfrentó grandes desafíos. Como con todos los visitantes de Corea del Norte, su itinerario fue estrechamente controlado por los guardaespaldas oficiales.

“Cada cosa estaba programada, no teníamos tiempo libre, no podíamos ir a ningún lugar por nuestra cuenta”, dice Tančič. “Cada foto era una lucha”.

Pero después de ganarse la confianza de sus guías, Tančič comenzó a desafiar los límites, haciendo que su misión fuera fotografiar a tantas personas como fuera posible y esto resultó en más de 100 retratos.

“Les pedíamos que queríamos conocer personas y ellos se negaban, yo les pedía entonces solamente una fotografía… y así sucesivamente. Tuve que ser paciente”, dice Tančič. “Ellos trataron de venderme su agenda y yo traté de obtener lo que yo quería”.

Percepciones desafiantes

La imagen de ciclistas de Tančič en Pyonyang.

La imagen de ciclistas de Tančič en Pyonyang.

Uno de sus logros fue capturar una imagen de ciclistas después de seis días tratando de convencer a sus guías.

“Los ciclistas estaban por doquier, y todos ellos montaban el mismo modelo de bicicleta. Pero (los guardaespaldas) no querían que yo tomara fotos de los ciclistas pues decían que no eran lo suficientemente modernos”, explica Tančič.

Esa sensibilidad respecto a cómo podrían ser percibidas las imágenes también la poseían algunos de aquellos que estaban siendo fotografiados, entre ellos una jardinera en un parque de Pyonyang lleno de sitios de Corea del Norte en miniatura.

“Le pedí que se pusiera de pie junto a la biblioteca en miniatura, pero la dama se negó”, dice Tančič.

“Ella dijo que no podía aparecer en una foto como alguien superior a los líderes en el fondo. Así que le pregunté que si podía arrodillarse, a lo que ella accedió”.

Exposición presentada en Pyonyang

Además de la negociación de los desafíos culturales, Tančič también estaba tratando de capturar imágenes complicadas estereoscópicas en 3D.

“Tienes que engañar a tu cerebro para que piense que está mirando desde dos ángulos mediante el uso de dos cámaras conectadas con un trípode”, dice Tančič.

“También puedes tomar fotografías con una cámara, luego moverte y tomar una foto nuevamente a la distancia correcta. A menudo tenía que utilizar esta técnica en Corea del Norte porque no tenía tiempo para montar. Solo le decía a las personas que respiraran y que trataran de mantenerse quietas”, dice.

A simple vista, los sujetos en las fotos se destacan frente a lo que parece ser un fondo un poco borroso.

Una visitante observa una foto en 3D en la exposición 3DPRK en Pyonyang, Corea del Norte.

Una visitante observa una foto en 3D en la exposición 3DPRK en Pyonyang, Corea del Norte.

Pero cuando se ven con gafas 3D, todo se vuelve claro: las personas se ven hiperreales, el fondo es hiperreal, y el espectador se siente casi sumergido en la escena.

Los retratos fueron expuestos en Pyonyang en septiembre pasado, una de las primeras exposiciones occidentales en ser presentadas dentro de Corea del Norte.

Vicky Mohieddeen de Koryo Studio, quien produjo el proyecto, dijo que ella deseaba ofrecer un formato actualizado y bien conocido en Corea del Norte.

“Corea del Norte tiene una historia de 3D: en sus tarjetas postales, impresiones lenticulares, imágenes holográficas. Usted ya no lo ve mucho, pero queríamos traerlo de vuelta con una nueva perspectiva”, dice Mohieddeen.

Se espera que la producción histórica, que está ahora en exhibición en Beijing, abra la puerta para más exposiciones de arte extranjero en Corea del Norte. Koryo Tour, parte de la misma empresa que Koryo Studio, también está ofreciendo paquetes para que los extranjeros entren en el maratón de Pyonyang en abril.

“El gobierno está enviando el mensaje de que el país se está abriendo”, dice Tančič. “Una gran cantidad de personas en Corea del Norte todavía está sufriendo, pero tener interacción cultural con extranjeros ayudará al progreso del país”.

3DPRK estará en exhibición en el museo ‘Pékin Fine Arts’ de Beijing hasta el 20 de febrero.