Fuerzas de seguridad del gobierno sirio inspeccionan las áreas donde se llevaron a cabo varios ataques terroristas en el área de Sayyida Zeinab al sur de Damasco el pasado 21 de febrero de 2016. (Crédito: YOUSSEF KARWASHAN/AFP/Getty Images)

(CNN) - El número de muertos por la serie de atentados terroristas en Homs y Damasco sigue en aumento.

Nuevas cifras del Observatorio Sirio de Derechos Humanos (SOHR por sus siglas en inglés), grupo de monitoreo con base en Londres, indican que el número de muertos por los ataques terroristas de este domingo se acerca a los 200: 134 personas murieron en los ataques de Damasco y 64 personas en los ataques de Homs, para un total de 198 personas.

Entre tanto la agencia de noticias siria SANA reportó que por lo menos 131 personas murieron: 83 en Damasco y 48 en Homs.

Los ataques fueron perpetrados por ISIS, quien reivindicó los ataques en Sayyidah Zaynab y Homs a través de la aplicación de mensajería Telegram.

El gobernador de Homs, Talal al-Barazi, le dijo a SANA que dos vehículos cargados con "enormes cantidades de explosivos" fueron detonados cerca de una parada de autobús, en los primeros ataques del domingo.

Las explosiones mataron a estudiantes y empleados del gobierno que se dirigían a trabajar a la hora de las explosiones, dijo el canal de televisión estatal Al Ikhbaria.

Imágenes del punto de la explosión mostraron decenas de vehículos destruidos y graves daños a los edificios cercanos. Los atentados se registraron en el distrito de al-Zahraa, un barrio controlado por el régimen, en el cual vive una extensa comunidad alauita a la que pertenece el presidente Bashar al Asad.