(CNN) - La esposa del líder del cártel de Sinaloa, Joaquín El Chapo Guzmán, dice que teme por la vida de su marido y que el gobierno mexicano está usando las duras condiciones en prisión para "vengarse" del capo de la droga por sus fugas.

Emma Coronel Aispuro, exreina de belleza que tiene las ciudadanías estadounidense y mexicana, hizo los comentarios en una entrevista con Telemundo el domingo. Coronel y Guzmán llevan casados ​​desde 2008. Tienen dos hijas gemelas nacidas en Lancaster, California, en agosto de 2011.

"Quieren hacerle pagar"

Coronel dijo que teme por la vida de su marido, quien está detenido en la prisión de El Altiplano, cárcel de máxima seguridad de la que se escapó en julio de 2015.

"Ellos quieren hacerle pagar por su fuga", dijo Coronel. "Dicen que no lo están castigando. Por supuesto que lo están. Están allí con él, observándolo en su celda. No lo dejan dormir. No tiene ninguna intimidad, ni siquiera para ir al baño".

En la entrevista, Coronel dijo que Guzmán está custodiado por perros. "Por supuesto que temo por su vida", dijo, agregando que ella ha presentado una queja en relación con el confinamiento de su marido con la Comisión Nacional de Derechos Humanos de México.

Los comentarios de Coronel llegan pocos días después de que el abogado de Guzmán, Juan Pablo Badillo, dijo que El Chapo es víctima de "tortura física y mental" en una entrevista con Radio Fórmula de México. Los guardias no permiten que el capo de la droga duerma más de dos horas seguidas, dijo Badillo, llamando al tratamiento "privación de sueño" y lo comparándolo con "lo hecho por Stalin en los años 40 y 50 en Rusia".

Guzmán fue recapturado en enero, después de una espectacular fuga de la misma prisión en el pasado mes de julio, usando un túnel que empezaba en un agujero en su ducha.

Para evitar una nueva fuga, las autoridades pusieron en marcha amplias medidas de seguridad. El Gobierno mexicano ha anunciado su intención de extraditar a Guzmán a Estados Unidos.

La devoción de una esposa

Coronel rechazó algunas afirmaciones sobre una supuesta ruptura el año pasado. Ella dijo Guzmán nunca tomó un rehén niña mientras estaba en la carrera.

Dijo que no tenía nada malo que decir sobre la actriz mexicana Kate del Castillo, cuyos mensajes con Guzmán condujeron a la recaptura del capo en enero. Coronel dijo que es una admiradora de la intérprete y no estaba celosa en absoluto.

"Estoy enamorada (de Guzmán)", dijo Coronel. "Es el padre de mis hijas y yo creo que ya he demostrado que lo seguiré a cualquier lugar".