(CNN) - Agárrate bien. Esto es Turquía como nunca la has visto.

Las vertiginosas imágenes del fotógrafo Aydin Buyuktas sobre Estambul fueron tomadas con un drone, cuando el clima o la fauna lo permitía.

"Muchas veces tuve que devolverme sin una sola foto debido al mal clima, a problemas técnicos o a aves atacando el drone", explicó Buyuktas, que ha trabajado en efectos visuales, animación y video.

El resultado es un mundo fantásticamente curvo, en donde las vías y puentes se pierden en la lejanía como las vías de una montaña rusa.

Pero primero Buyuktas tuvo que aprender a volar un drone.

"Entrené durante un mes en un campo vacío", dijo el fotógrafo de 43 años, nacido en Ankara.

"No lo vuelo como los sujetos que hacen videos. Solo tomo fotos, así que el drone tiene que quedarse en el aire en la posición exacta en lo que yo planeo".

Buyuktas usó Photoshop para juntar las imágenes en estos collages, similares a los mundos que se doblan en la película Inception de 2010 que protagonizó Leonardo DiCaprio.

La serie fotográfica —llamada "Flatland" ("Terreno plano")— está inspirada en la novela matemática del siglo XIX  Flatland: A Romance of Many Dimensions, de Edwin Abbat.

"Vivimos en lugares que la mayoría del tiempo no llaman la atención", explicó Buyuktas.

"Pero estas obras buscan dejar al espectador con una imagen visual sorprendentemente irónica: un romántico punto de vista multidimensional".