CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Medio Oriente

La Casa Blanca está ‘sorprendida’ de que Netanyahu haya rechazado la invitación de reunirse con Obama

Por Kevin Liptak

(CNN) — La Casa Blanca dijo este lunes que estaba ‘sorprendida’ de saber a través de la prensa que el primer ministro de Israel Benjamin Netanyahu rechazó una invitación para reunirse con el presidente de Estados Unidos Barack Obama en marzo en Washington.

Un funcionario cercano a Obama dio que la oficina de Netanyahu había pedido una reunión entre los líderes el 17 o 18 de marzo, y que la Casa Blanca respondió hace dos semanas ofreciendo el 18 como una fecha posible de reunión. Esto justo antes del viaje de Obama a Cuba.

«Estábamos esperando la reunión y estamos sorprendidos de saber a través de los medios que el primer ministro, en lugar de aceptar la invitación, canceló su visita», dijo el vocero del Consejo de Seguridad Nacional Ned Price. «Los reportes de que no pudimos acomodarnos al horario del primer ministro son falsos».

La visita de Netanyahu habría coincidido con la conferencia anual de Asuntos Públicos de Israel y Estados Unidos, una reunión de quienes abogan a favor de Israel en Washington en la que Netanyahu habla con frecuencia. Su oficina indicó el lunes que el dará algunas palabras en el evento a través de una videoconferencia.

La embajada de Israel no quiso comentar el asunto.

Sin embargo, una fuente cercana a Netanyahu dijo que el primer ministro era cuidadoso de visitar Washington en medio de la álgida campaña de 2016. SE espera que varios candidatos hablen en la conferencia y varios habían pedido reuniones con Netanyahu, un escenario que parecería intervención en asuntos domésticos.

publicidad

Netanyahu se encontrará con el vicepresidente Joe Biden en Jerusalén este miércoles como parte de la gira de Biden en el Medio Oriente. Estará también en Abu Dhabi, Dubai y Amman, así como en Israel y la Rivera Occidental. Antes de su partida, los funcionarios dijeron que Biden no llevaba mayores iniciativas para la región en esta ocasión.

Obama y Netanyahu hay tenido una relación gélida que llegó a su pongo más bajo hace un año cuando Netanyahu viajó a Washington a hacer lobby contra el tratado nuclear con Irán que proponía Obama. Durante su visita, la Casa Blanca se negó a programar una reunión entre los líderes diciendo que Israel rompió el protocolo al no consultar a la administración antes de viajar a la capital de EE.UU..

Obama y Netanyahu sí se reunieron en noviembre. Durante sus breves palabras en la sesión, Obama reconoció su pasado turbulento con Irán.

«No es secreto que el primer ministro y yo hemos tenido desacuerdos fuertes sobre este tema en particular, pero no tenemos desacuerdos en cuanto a la necesidad de asegurarnos que Irán no tenga armas nucleares y no tenemos desacuerdos sobre la importancia de frenar las actividades desestabilizadoras que Irán pueda estar tomando», dijo.