CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Negocios

Papeles de Panamá: cómo los ricos intentan ocultar activos de exparejas

Por Ivana Kottasová

LONDRES (CNNMoney) — ¿Eres sumamente rico y te estás divorciando? Puede que tengas que esforzarte aún más para esconder tu dinero en efectivo después de que los Papeles de Panamá dejaran al descubierto los trucos utilizados para minimizar los acuerdos de divorcio.

Un informe del Consorcio Internacional de Periodistas Investigadores (ICIJ, por sus siglas en inglés) ha dejado al descubierto cómo algunos súper ricos del mundo usan cuentas secretas en el extranjero y otros trucos para mantener su riqueza escondida.

«Las revelaciones de Panamá… casi sin duda llevarán a algunas personas a crear nuevos y más complicados vehículos que a la larga podrían hacer que sea más difícil identificar los activos que ellos tienen en caso de divorcio», dijo Marilyn Stowe, abogada socia mayoritaria en Stowe Family Law, y una importante abogada de divorcios en el Reino Unido.

Stowe, quien ha trabajado en varios casos de «mucho dinero», dijo que en Inglaterra ambas partes tienen la obligación de revelar en su totalidad los activos que posean durante los procedimientos de divorcio.

«Sin embargo, esto no siempre detiene a alguien muy acaudalado con activos en el extranjero que esté decidido a hacer que la vida sea tan difícil como sea posible para el cónyuge», dijo. No es desconocido que una de las partes no revele un interés en un activo extranjero en absoluto».

La Corte Suprema del Reino Unido emitió un importante fallo en 2013 que pretendía ponerle fin a la práctica de que las personas usaran las compañías extranjeras para evitar compartir su riqueza con sus exparejas.

publicidad

La corte le ordenó al magnate petrolero Michael Prest que compartiera el dinero que puso en sus compañías con su exesposa Yasmin. Prest había argumentado que él no podía compartir algunos de sus activos porque estaban atados a sus compañías.

«Si una parte del divorcio está decidida a no revelar un activo en el extranjero y tiene una red de compañías y fideicomisos en el extranjero puede ser extremadamente difícil, puede llevar mucho tiempo y a veces puede ser sumamente caro el poder llegar a toda la verdad, si es que se llega a la verdad».

De hecho, varias exparejas han tomado medidas extremas para llevarse una buena parte de la riqueza de quien fuera su cónyuge.

Michelle Young peleó una batalla de divorcio de siete años en contra de su esposo, Scot Young, un desarrollador inmobiliario, quien afirmaba que estaba en la quiebra. Ella lo acusó de esconder 400 millones de libras en el extranjero, y gastó millones para tratar de ubicar los fondos.

El informe del ICIJ afirma que la firma con sede en Panamá, Mossack Fonseca, fue una de las compañías que utilizó.

Después de que un tribunal le otorgara más de 20 millones de libras, Young inició una fundación para ayudar a otras mujeres en situaciones similares. Scot Young murió en 2014.

Las revelaciones del ICIJ se basan en más de 11 millones de correos electrónicos, documentos y registros de los clientes que supuestamente fueron filtrados de Mossack Fonseca.

Los informes, los cuales CNNMoney no ha podido verificar de manera independiente, se refieren a muchos casos de exparejas (más que todo es el hombre) que tratan de ocultar dinero de sus esposas.

Un documento filtrado citó a un empleado de Mossack Fonseca que afirmó que un cliente le había pedido a la compañía que «protegiera parte de sus activos en contra de los resultados poco agradables de un divorcio en el horizonte».

Mossack Fonseca dijo en una declaración a CNN esta semana que no había hecho nada malo. En la declaración negaban que muchas de las personas nombradas en los informes fueran sus clientes.

El informe de ICIJ menciona varios divorcios de alto perfil, entre ellos el del oligarca ruso Dmitri Rybolovlev y su esposa Elena, que una vez fue promocionado como «el más costoso de la historia».

La pareja peleó durante siete años por la verdadera cifra del valor de Rybolovlev, mientras la esposa del oligarca exigía la mitad de su fortuna.

El informe del ICIJ dijo que Rybolovlev contrató a la firma con sede en Panamá para crear una empresa extranjera en 2002. Más adelante supuestamente la usó para poner a los activos en una posición fuera del alcance de su esposa.

«El señor Rybolovlev nunca ha usado ninguna entidad extranjera para ocultar los activos», dijo el abogado de Rybolovlev, Tetiana Bersheda, en una declaración que fue enviada por correo a CNNMoney el miércoles.

«Siempre que sigan existiendo las jurisdicciones extranjeras, el uso de compañías involucradas en estas jurisdicciones no es ilegal ni inmoral como tal. El propósito de tal uso podría, en contraste, ir en contra de la ley en ciertas circunstancias», dijo.

Un tribunal en Ginebra le otorgó a Elena 4.500 millones de dólares en 2014, pero la suma fue reducida a 609 millones por un tribunal superior en junio de 2015.

Las dos partes resolvieron el caso «cordialmente» en octubre de 2015, sin revelar la suma final. El abogado de Elena Rybolovevla, quien la representó a lo largo del divorcio, no quiso hacer comentarios.