(CNN) - Murió la niña británica a la que vieron miles de personas en una fotografía desgarradora —que su padre dijo que mostraba "la oscuridad del cáncer en niños"—, anunció el papá en Facebook. Jessica Whelan, de Clayton-le-Moors, Inglaterra, tenía 4 años.

"Siento tanto tristeza como alivio al informarles que Jessica finalmente halló la paz a las 7 de la mañana", escribió su padre Andy Whelan. "Ya no sufre, ya no siente dolor físico en su cuerpo. Ahora a mi princesa le han crecido alas de ángel y ha subido a jugar con sus amigos y seres queridos. Ahora observará desde arriba a su hermano pequeño y a nosotros hasta el día en que nos volvamos a reunir".

Más 100.000 personas se habían suscrito para recibir actualizaciones de la batalla de Jessica contra un neuroblastoma después de que fuera diagnosticada en septiembre de 2015, y estuvieron pendientes durante su tratamiento. Pero fue una foto a blanco y negro que su padre publicó en octubre que pareció afectar más a la gente.

En la imagen, Jessica puede ser vista con lágrimas cayendo por sus mejillas, sus ojos cerrados y su cuerpo tenso en medio del dolor.

"Con esta foto no quiero ofender o entristecer. Sino que quiero educar e impactar a quienes la ven en contexto", escribió. "Quizá al ver esta foto la gente que no está en nuestra posición estará consciente de la oscuridad que es el cáncer en niños, quizá esas mismas personas puedan hacer algo para que en el futuro ningún niño tenga que sufrir ese dolor, para que ningún padre tenga que ser testigo de que hijo, fruto de su carne y sangre, de deteriore a diario".

El neuroblastoma, un cáncer que suele presentarse en niños de 5 años o menores, con frecuencia se forma en las glándulas suprarrenales, pero también puede surgir en el cuello, el pecho o la médula espinal.

"Si esta fotografía solo sirve para el propósito de que la gente piense dos veces sobre este mal y ponga en perspectiva lo que les hace a los niños, entonces habrá conseguido su objetivo", escribió el padre.

"Se necesita investigación, se deben hallar curas, esto se ha permitido por demasiado tiempo".

"Por favor, les ruego, como un padre desconsolado, es muy tarde para mi hija, pero el cáncer infantil debe ser curado. Ninguna familia debería atravesar este infierno".