(CNN Español) - ¿Recuerdas a la abuela que por error invitó a un extraño a la cena de Acción de Gracias?

Pues el día ha llegado y sí, el extraño, Jamal Hinton, fue uno de los invitados a la familiar cena de esta abuela entrañable.

Todo comenzó con un mensaje equivocado: “Vamos a celebrar el Día de Acción de Gracias en mi casa, el jueves 24 a las 3:00pm. Avísame si vienes. Espero verlos a todos”, escribió Wanda Delch, una mujer que vive en Arizona, Estados Unidos, en un mensaje que envió a su nieto… solo que lo mandó al número equivocado.

Jamal, un estudiante de 17 años que también vive en Arizona, recibió el mensaje la semana pasada, mientras estaba en clase. Venía de un número desconocido y cuando preguntó de quién se trataba la respuesta fue: tu abuela. Lo primero que pensó fue “hey, mi abuela tiene un número nuevo”, le contó el estudiante a CNN. Después le pidió que se tomara una foto y se dio cuenta que esa no era abuela.

“Supimos que no éramos familiares, pero después pensé ¿por qué no pedir una invitación si la oferta ya estaba ahí?”, explicó Jamal.

Entonces, el joven le preguntó que si aún no siendo si nieto podía ir. El mensaje de Wanda fue contundente: “Claro que puedes. Eso es lo que las abuelas hacemos: alimentar a todos”.


Wanda Delch

Así que la noche del jueves, la mesa de Delch tuvo un plato extra. Cuando Hamal llegó, los dos se fundieron en un abrazo, reportó ABC15Arizona. Luego comieron pavo, papas y pastel.

Delch cree que hay algo más grande detrás de este entrañable 'accidente':

"Esto no fui yo, ha venido de Dios", dijo. "Él solo nos está utilizando como su instrumento para llevar un mensaje a los demás".

Es una gran lección de amabilidad para este Acción de Gracias.