(CNN) - En la investigación sobre un escándalo por abuso sexual infantil en el fútbol inglés hay 83 posibles sospechosos y 98 equipos involucrados, reveló el Consejo de Jefes de la Policía Nacional.

La investigación involucra a todos los niveles del fútbol inglés, desde los clubes de primer nivel a equipos de aficionados.

"Se está actuando rápidamente sobre las denuncias recibidas por las fuerzas de policía en todo el país", dijo el jefe de policía Simon Bailey.

Diecisiete fuerzas policiales de toda Inglaterra, Escocia y Gales han comenzado investigaciones, después de que más de 20 jugadores denunciaran que sufrieron abusos en su juventud, según la Asociación de Futbolistas Profesionales de Inglaterra (PFA, por sus siglas en inglés).

La FA comenzó el domingo una investigación interna sobre el caso, en el que fue señalado uno de los mayores clubes de la Premier: Gary Johnson, quien jugó para el Chelsea durante los 70 y los 80, asegura que el equipo londinense le pagó 50.o00 libras (cerca de 63.540 dólares) y le pidió firmar un contrato de confidencialidad el año pasado para prevenir que hablara sobre su supuesto abuso por parte del exobservador Eddie Heath.

Johnson, ahora de 57 años, dice que Heath, ya muerto, abusó sexualmente de él cuando tenía 13 años y, durante una entrevista con el periódico británico The Daily Mirror, acusó al Chelsea de tratar de encubrir la historia.

Una línea de ayuda establecida para las víctimas del escándalo de abuso sexual infantil ha recibido 860 llamadas en la primera semana.

El servicio, montado y gestionado por la Sociedad Nacional para la Prevención de la Crueldad contra los Niños (NSPCC, por sus siglas en inglés), dice que su equipo ha referido 60 casos a la policía y los servicios sociales solo en los tres primeros días.