(CNN) - Poco después de que el presidente Donald Trump se juramentara en el cargo, entró al Capitolio e hizo una de las cosas que los mandatarios más hacen: firmó un montón de documentos mientras personas menos poderosas lo rodeaban y sonreían.

Desde leyes y decretos hasta memorandos y cartas, cada presidente puede firmar un número increíble de documentos. En los primeros días de su presidencia, Trump ya ha firmado una serie de documentos que podrían ser históricos, incluyendo la orden polémica de suspender el programa de refugiados y el veto inmigratorio a personas de siete países de mayoría musulmana.

Pero aparte de sus acciones, ¿qué dice la rúbrica que pone en cada uno de esos documentos sobre la forma en que gobernará? Probablemente nada en absoluto.

En todo caso, a continuación evaluamos la firma de Trump en comparación con la de sus más recientes predecesores.

Hablamos con Sheila Lowe, que trabaja como analista de escritura manual, y Michael Fernandez, un profesor de tercer grado de Georgia, para que evalúen la caligrafía de Trump.

Lowe examinó las firmas y ofreció su análisis, mientras que Fernandez las calificó de la misma forma en que lo hace son sus alumnos de 8 y 9 años de edad.

Donald Trump

Esta foto de Trump mostrando un decreto en el quinto día de su presidencia muestra la firma del presidente: un autógrafo largo e irregular que mostróó durante sus décadas de celebridad y durante la campaña presidencial.

170126162806-signature-trump-exlarge-169

  • Lowe dijo que la firma tiene la "calidad de una reja de alambre de púas" y añadió que "no hay nada amigable o abierto sobre esta firma. La gran altura de las capitales, junto con el diseño extremadamente angular de la letra muestra a una persona que está impresionada por su propio poder".
  • Fernandez le puso una calificación C a la firma con puntos fuertes por "pulcritud". Criticó la formación de letras del presidente, diciendo que en la firma de Trump "hace caso omiso al alfabeto en favor de un sismógrafo".

Barack Obama

Esta es una copia de la firma de Obama en un documento del Registro Federal de uno de sus primeros decretos. La firma enfatiza sus iniciales: "B" y "O".

  • Lowe identificó mucho sobre el deseo de Obama por la privacidad en su firma, diciendo que muestra "mucho ritmo y estilo en su forma, y una necesidad profunda por privacidad". También dijo que el cruce en la O al final de la firma el final es "como estirar el brazo y decir 'no te acerques'".
  • Fernandez calificó a Obama solo un poco mejor, con C+, pero también lo reprende: "Barry hace alarde de su dominio de sus capitales 'BO', pero el resto de las letras apestan. No intentes esconder las minúsculas, no estás engañando a nadie".

George W. Bush

Esta es una copia de la firma de Bush de un documento del Registro Federal de uno de sus primeros decretos. Como Obama, solo sus iniciales están enfatizadas.

  • Lowe dijo que Bush, hijo del presidente 41, tiene una firma "notablemente parecida a la de su padre, lo que sugiere un deseo inconsciente de estar a la altura de su padre". La experta dice que la firma de Bush es "muy simplificada", lo que, como la de Obama, indica un deseo por privacidad y muestra que él es "cuidadoso sobre a quién le permite ver el verdadero George".
  • Fernandez puso a Bush en lo más bajo de la clase, dándole una D-. Debido a la ilegibilidad general de la copia de su firma, le dice: "Estoy decepcionado de ti".

Bill Clinton

Esta es una copia de la firma de Clinton en un documento del Registro Federal de uno de sus primeros decretos. Vale anotar que en otros documentos firmaba "Bill" en vez de "William", como se ve aquí.

  • Lowe dijo: "La caligrafía tiene tres zonas: la alta, la media  la baja. Clinton se concentra en la media, la zona de la vida diaria y las relaciones. Eso significa que se distrae con facilidad, su enfoque está en lo que sucede al momento".
  • Fernandez calificó la firma de Clinton con un B-, a pesar de tener la apariencia de alguien que "nunca aprendió sus letras capitales".
    "Le legibilidad reina", dice.