CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias de EE.UU.

Aquí podrás leer las cartas de amor que escribía Obama en los 80

Por Daniella Diaz

Washington (CNN) — Si te preguntas cómo era el expresidente Barack Obama cuando joven, la Universidad de Emory ha obtenido las cartas a su entonces novia, que podrían revelar más acerca de su juventud y que estarán disponibles al público esta semana.

Las nueve cartas escritas y enviadas por Obama a su entonces novia Alexandra McNear fueron obtenidas por la biblioteca de manuscritos, archivos y de libros raros Stuart A. Rose de la Universidad de Emory, donde los estudiantes y visitantes podrán leerlas en persona, marcando una cita, cuando estén a disposición del público este viernes.

Rosemary Magee, de la biblioteca Rose, las describió a CNN como “cartas muy líricas”.

“Ellas reflejan la búsqueda de significado de un hombre joven tratando de encontrar su lugar en el mundo y su sentido de identidad”, dijo a través de una entrevista telefónica. “Tiene aspiración, pero también anhelos profundos al tratar de entender el mundo a sí mismo. Son particularmente apropiadas para un campos universitario”.

Obama escribió las cartas entre 1982 y 1984 luego de transferirse durante la universidad desde el Occidental College of California a la Universidad de Columbia en Nueva York.

Continuó enviando las cartas a McNear incluso después de que su relación pareciera convertirse más en una de amistad, cuando empezó a trabajar en Business International.

Las cartas escritas en letra cursiva sobre papel rayado o en blanco con tinta negra, detallan el día a día de la transición hacia la madurez, afirma Magge. Con frecuencia tachaba las palabras en el texto.

En una de las cartas, escribe según Emory: “Colegio. ¿Qué observaciones inteligentes puedo obtener de las primeras dos semanas? Paso por los laberintos, corredores, veo rostros familiares, escojo y descarto clases y actividades, fluctuando entre la curiosidad insaciable y el aburrimiento pesado e inerte”.

Más adelante escribe: “Confío que sabes que te extraño, que mi preocupación for ti es tan amplia como el aire, mi confianza en ti es tan profunda como el mar, mi amor es rico y abundante”.

Firma esa carta en particular, “Con amor, Barack”.

Magee las describió como “cartas intimas, pero de una manera filosófica”.

“El estaba experimentando una búsqueda de significado y propósito”, asegura. “El estaba compartiendo lo que las personas atraviesan en diferentes momentos de sus vidas”.

Agrega que las cartas son particularmente estupendas para la universidad porque mucho de lo que Obama escribe en una carta es lo que los estudiantes están pasando y pueden sentirse identificados.

“Tenía la edad de nuestros estudiantes” cuando empezó a escribir las cartas, dijo. “Cuando tienes esa edad, no sabes cómo se va a desarrollar la vida para ti. Y el no se lo imaginaba”