Washington (CNN) - El secretario de Defensa de Estados Unidos, James Mattis, dijo el viernes que no cree que los actuales misiles balísticos intercontinentales de Corea del Norte sean capaces de impactar el territorio continental estadounidense.

El misil balístico intercontinental (ICBM) lanzado por Corea del Norte en noviembre "no ha demostrado ser una amenaza capaz contra nosotros ahora mismo", dijo Mattis durante una reunión sin cámaras con reporteros el viernes en el Pentágono. Añadió que Estados Unidos se encuentra todavía observando la situación. "Todavía estamos examinando los forenses, todavía seguimos haciendo el análisis forense, tarda un tiempo", dijo.

El 28 de noviembre, Pyongyang probó un nuevo misil que voló más alto y más lejos que cualquier previo lanzamiento, y luego presumió que su nuevo Hwasong-15 podría llevar cabezas nucleares a cualquier lugar de Estados Unidos.

En aquel momento, Mattis hizo notar que el lanzamiento demostraba que Corea del Norte estaba trabajando en un programa de investigación y desarrollo que pudiera producir un misil capaz de impactar "cualquier parte del mundo" y reflejaba "un continuado esfuerzo para construir una amenaza –la amenaza de un misil balístico que ponga en peligro la paz mundial, la paz regional y ciertamente a Estados Unidos".