(CNN) — Excepcionales huellas de dinosaurios prehistóricos descubiertas en Gran Bretaña arrojaron nueva luz sobre el período Jurásico medio, según un nuevo informe.

El estudio, publicado en la revista Scottish Journal of Geology  el lunes, fue llevado a cabo por investigadores de la Universidad de Edimburgo y la Academia China de Ciencias, que desenterraron 50 nuevas huellas de dinosaurios dejadas hace 170 millones de años en la Isla de Skye, al noroeste de Escocia.

MIRA: Impresionante fósil de dinosaurio con piel

Las huellas fueron encontradas en un lago en la Isla de Skye

Las huellas fueron encontradas en un lago en la Isla de Skye

Las huellas, encontradas en un lago en Brother's Point, se cree que podrían haber sido hechas por dos dinosaurios: un robusto saurópodo de cuello largo y un terópodo de dientes filosos, primo del tiranosaurio Rex.

El descubrimiento está ayudando a los investigadores a dibujar una imagen más precisa de cómo los dinosaurios vivieron juntos durante este período.

Una de las huellas encontradas por los investigadores.

Una de las huellas encontradas por los investigadores.

Steve Brusatte, uno de los coautores principales del estudio, explicó a CNN que los nuevos rastros fueron descubiertos por un alumno en 2016 durante un viaje a Skye.

MIRA: Encuentran en Australia la huella de dinosaurio más grande del mundo

"Regularmente vamos allí a buscar huellas de dinosaurios y pistas, cuando la marea baja es cuando las apreciamos", dijo.

El equipo de investigación utilizó un dron para tomar fotos y trazar el sitio. Identificaron 50 huellas que se asemejaban a dos líneas de rastros, según el informe.

Brother's Point en la Isla de Skye, donde se hizo el descubrimiento.

Brother's Point en la Isla de Skye, donde se hizo el descubrimiento.

Una de las huellas era tan grande como una llanta de automóvil, dijo Brusatte. Pertenecía al saurópodo, que los investigadores creen que pesaba más de 10 toneladas y tenía 15 metros de longitud.

MIRA: El dinosaurio que perdió los dientes

El descubrimiento de las huellas de terópodos en la laguna es una señal de que los carnívoros pueden haber merodeado alrededor de la laguna cuando no estaban de caza, según Brusatte.

El investigador dijo que se necesitaban más viajes a Skye para comprender mejor el comportamiento de los dinosaurios durante el período Jurásico medio.

"Cada fósil nuevo es una pista sobre la historia antigua, tenemos que encontrar más y más de ellos para hacer descubrimientos", dijo