(CNN) - Fiscales en Alemania impusieron una multa de 1.200 millones de dólares a Volkswagen por manipular las emisiones de sus motores diésel en todo el mundo.

La sanción fue anunciada este miércoles por los fiscales y la compañía, que dijeron que esperaban pasar la página del escándalo que sacudió a la compañía y sepultó las ventas de automóviles diésel en la industria automotriz.

"Es una de las multas más altas jamás impuestas a una empresa en Alemania", dijeron los fiscales en un comunicado.

LEE: Lo que necesitas saber sobre los autos alemanes que Donald Trump no quiere

Volkswagen dijo que aceptaba la penalización, que se relacionaba con una supervisión inadecuada en el departamento que desarrolla motores y sistemas de transmisión.

El fiscal descubrió que los fallos ocasionaron la venta de 10,7 millones de vehículos a clientes en Estados Unidos, Canadá y todo el mundo "con una función de software inadmisible en el período comprendido entre mediados de 2007 y 2015", dijo Volkswagen en un comunicado.

Logo de Volkswagen en su plata de Wolfsburgo, Alemania.

"Volkswagen aceptó la multa y no presentará una apelación contra ella", continuó. "Volkswagen, al hacerlo, admite su responsabilidad por la crisis del diésel y considera que esto es un paso más importante hacia la superación de este último", agregó.

Volkswagen admitió por primera vez en 2015 que había manipulado millones de motores diésel para hacer trampa en las pruebas de emisiones.

Los automóviles diésel de Volkswagen y su filial Audi infringieron las reglas del aire limpio con un software que hacía que las emisiones parecieran menos tóxicas de lo que realmente eran.

El escándalo provocó un desplome de los precios de sus acciones y destrozó la confianza entre los consumidores y los reguladores en la tecnología del diésel. El episodio ya le ha costado a Volkswagen más de 30.000 millones de dólares en retiros, sanciones legales y acuerdos.

La decisión de este miércoles no afecta los procedimientos civiles pendientes ante los tribunales, como las quejas presentadas por compradores de automóviles, y las investigaciones penales en curso por los fiscales alemanes contra un total de 49 personas.

Aún así, la compañía dijo que esperaba que la multa le diera un respiro.

LEE: Trabajadores de Volkswagen logran aumento de salario y vacaciones

"Volkswagen supone que dicha terminación de los procedimientos también tendrá importantes efectos positivos en otros procedimientos administrativos activos en Europa", dijo la empresa en un comunicado.

Martin Winterkorn, exdirector ejecutivo de Volkswagen, fue acusado el mes pasado por fiscales estadounidenses. Los delitos fueron de fraude electrónico y conspiración para defraudar a clientes estadounidenses y violar la Ley de Aire Limpio.

Winterkorn fue la novena persona acusada por el Gobierno de Estados Unidos por emisiones fraudulentas. Dos exingenieros se han declarado culpables.

Mark Thompson contribuyó en este informe