CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Fotografías

Muere Alan Díaz, quien tomó la foto de Elián González, a los 71 años

Por Jamiel Lynch

(CNN) — Alan Díaz, quien ganó un premio Pulitzer por su fotografía del aterrorizado niño cubano Elián González mirando a un agente de Estados Unidos armado, murió a los 71 años, informó la agencia Associated Press este martes.

El servicio de noticias confirmó la muerte del fotoperiodista retirado con su hija. La causa de la muerte no se supo inmediatamente.

De acuerdo con Momentos, un libro de Hal Blue, exjefe de fotografía de AP, Díaz estuvo en el lugar y el momento correctos en 2000.

LEE: Miguel Díaz-Canel, nuevo presidente de Cuba

Alan Díaz

Elián González, quien fue encontrado aferrándose a una cámara de neumático en el Estrecho de Florida, quedó atrapado en una disputa de custodia de inmigración que acaparó la atención mundial. Los funcionarios estadounidenses decidieron enviar a Elian, 6, de vuelta a su padre en Cuba, en contra de los deseos de sus familiares estadounidenses. Agentes federales entraron por la fuerza a la casa de Miami donde ese alojaba González.

Como describió Buell, Alan Díaz esperó el momento. Los miembros de la familia del niño le habían dado a Díaz permiso para esperar con González para la inminente incursión. Cuando un agente armado con equipo antidisturbios ingresó a la sala, Díaz lo fotografió apuntando con un rifle a González, que estaba encerrado en un armario. Cuando Díaz se acercó, el agente le advirtió: “¡Retrocede!”.

A las pocas horas, González regresó a Cuba, donde vive hoy y tiene 24 años. Sigue siendo una de las figuras más identificables en la isla y uno de los partidarios más representativos de la Revolución cubana en su generación.

Díaz le dijo a CNN en 2017 pasado que Elián le dijo que sabía que los agentes lo buscarían. Díaz dijo que no tenía otra opción que tomar las fotos, pese a que le dijeron que retrocediera.

La editora ejecutiva de AP, Sally Buzbee, dijo que Díaz “capturó, en sus icónicas fotografías, algunos de los momentos más importantes de nuestra generación”.

“Tenía la voz grave y buen corazón, era generoso con su experiencia. Y como todos los grandes fotógrafos, tuvo paciencia. Supo esperar el momento”, finalizó Buzbee.