CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Canadá

La parálisis cerebral no impidió que esta niña de 9 años salvara a su hermanito de ahogarse

Por Andrea Díaz

(CNN) – Lexie Comeau-Drisdelle no puede caminar ni hablar, pero salvó a su hermanito bebé de ahogarse. Así se ganó el reconocimiento de heroína en su ciudad natal de Halifax, en Canadá.

La pequeña pero poderosa Lexie estaba lista para celebrar su cumpleaños número nueve con amigos y familiares, incluyendo su hermano de un año, Leeland.

Mientras el resto de la familia estaba ocupada en las preparaciones de la fiesta sin prestarle atención a él, Leeland decidió dar un paseo por el patio trasero y saltar a la piscina.

Pero Lexie, quien siempre está pendiente de su hermanito, vio cómo se desarrollaba la posible tragedia.

La pequeña sufre de parálisis cerebral, un trastorno del movimiento, tono muscular o postura causado por el daño que ocurre durante el desarrollo del cerebro. Lo que quiere decir que ella no puede hablar ni tampoco está en capacidad de correr tras su hermano. Sin embargo, sí sabía que en ese momento debía alertar a los demás para que lo ayudaran.

Al darse cuenta de que su hermanito estaba en peligro, ella empezó a gritar.

Así que Lexie hizo lo único que estaba en su poder: dejó escapar el grito más fuerte que sus pulmones permitieron.

“Yo estaba en el segundo piso cambiándome para la fiesta, su papá se encontraba recogiendo a su hermano mayor y mi mamá estaba en la cocina cuando de repente oí a Lexie gritar. Entré en pánico e inmediatamente pensé ‘Oh no, se debe haber caído de la silla”, recordó Kelly Jackson, la mamá de Lexie.

La abuela de la pequeña corrió rápidamente hacia donde la niña se encontraba dando alaridos. Entonces, se dio cuenta de que Leeland no estaba cerca y Lexie seguía gritando y señalando la puerta que lleva a la piscina.

“Cuando mi mamá me dijo lo que estaba pasando, miré rápidamente por la ventana y ahí, en el borde la piscina, vi su cabecita”, añadió Jackson. “Empecé a sentir pánico y mí mamá corrió deprisa hacia él y lo sacó (de la piscina)”.

“Le agradezco todos los días por siempre estar pendiente de Leeland”, dijo su madre.

La familia llevó a Leeland adentro de la casa y, después de seguir las instrucciones de la línea de emergencias a la que llamaron, pudieron estabilizarlo antes de llevarlo al hospital.

“En ese momento, fue tan aterrador. Pensamos que no iba a terminar bien, lo abrazamos un millón de veces. En dos segundos, una vida puede cambiar y simplemente estamos agradecidos de que Lexie fuera tan veloz para alertarnos”, señaló Jackson.

El incidente ocurrió el pasado 5 de mayo y este miércoles Lexie fue reconocida como una heroína por el Consejo Regional de Halifax debido a su acción. También fue honrada por el departamento de policía de la ciudad.

“Los héroes son de todos los tamaños. Fue un verdadero placer reconocer a la joven Lexie por alertar a su madre cuando su hermanito se lanzó a la piscina”, publicó en Twitter el alcalde de Halifax, Mike Savage.

Jackson dijo que quiere defender a aquellos que están en condición de discapacidad, resaltando que solo porque no puedan hablar no significa que no entienden lo que está ocurriendo.

“Algunas personas creen que porque ellos tienen una discapacidad no son capaces de hacer cosas, pero si ella pudiera caminar, habría agarrado a su hermanito y él nunca habría salido. Su discapacidad es totalmente física: ella es una niña muy inteligente”, aseguró su madre.