Hong Kong (CNN) - En solo cinco años ha habido un aumento de seis veces en los llamados McRefugees en Hong Kong, residentes que pasan la noche durmiendo en puntos de venta de McDonald's de 24 horas en toda la ciudad, según una encuesta.

El estudio, realizado por la organización sin fines de lucro Junior Chamber International (JCI) Tai Ping Shan, contó 334 personas durmiendo en los restaurantes McDonald's durante junio y julio, un aumento significativo desde un estudio similar en 2013, que encontró solo 57 personas.

MIRA: La cara cruda y oscura de Hong Kong: el lugar en el que más se maltrata a las personas

"El propósito de esta investigación fue originalmente proporcionar servicios (para los que duermen en estos establecimientos), pero descubrimos que no hay una imagen específica de la situación del McRefugee en Hong Kong", dijo Jennifer Hung, líder del estudio, a CNN. "Ellos (funcionarios del Gobierno) reconocieron que no hay estadísticas, por ello realizamos esta investigación".

Es común ver a personas durmiendo en establecimientos de McDonald's en Hong Kong

Es común ver a personas durmiendo en establecimientos de McDonald's en Hong Kong

Los investigadores visitaron 110 de las sucursales de 24 horas de McDonald's en Hong Kong y descubrieron que no todos los que dormían durante la noche estaban sin hogar.

Más del 70% de los encuestados dijeron que tenían otros lugares para dormir, como pisos de viviendas públicas o unidades subdivididas, y la mayoría tenían empleos de tiempo completo o de medio tiempo, desafiando la percepción común de que estos durmientes no tienen techo o están desempleados.

"Tienen lugares para dormir, pero no vuelven a casa", dijo Hung.

Una razón principal es que muchos durmientes se enfrentan a desafíos socioeconómicos, como alquileres altos o facturas de electricidad. Hung recordó a un hombre que no podía pagar el aire acondicionado y que no tenía ventanas para el flujo de aire en su apartamento subdividido. En lugar de pagarle a su propietario 2 dólares por unidad de aire acondicionado, el hombre eligió disfrutar el McDonald's con aire acondicionado en las sofocantes noches de verano.

Allí encuentran wifi gratuito, comida barata e instalaciones de baño, agregó Hung.

Hong Kong tiene uno de los mercados inmobiliarios más inasequibles del mundo, según un estudio realizado en 2017 por Demographia. Los precios de la vivienda han aumentado de un promedio de 770 dólares por 0,09 metro cuadrado, en 1997, a más de 1.700, en la actualidad.

MIRA: Las fascinantes fotos aéreas que revelan las "geometrías escondidas" de Hong Kong

Personas durmiendo en un McDonald's en 2015.

Personas durmiendo en un McDonald's en 2015.

A trabajador de la construcción no le gustaba estar en casa debido a una relación difícil con sus padres. Otra mujer de 55 años durmió en McDonald's para evitar ir a casa con su marido que abusaba de ella.

Algunos evitan sus hogares incluso cuando no hay conflicto: una anciana sin hijos encontró su hogar insoportable después de que su esposo falleciera y pasa las noches en McDonald's.

MIRA:Empleadas domésticas de Hong Kong, en riesgo de esclavitud

La JCI planteó varias medidas al Gobierno de Hong Kong, incluida la provisión de más recursos para las organizaciones de bienestar personal y los trabajadores sociales, y la actualización de las estadísticas de quienes duermen en estos establecimientos para seguir las tendencias futuras.

Más importante aún, se necesita un cambio en las actitudes sociales, dijo Hung. El Gobierno solo puede hacer mucho; después de todo, muchas de estas personas tienen hogares y trabajos.

"Hoy en día, no hablaremos con extraños, no nos importa la gente que tenemos al lado", dijo Hung. "Nos gustaría alentar a nuestros ciudadanos a preocuparse por las personas que los rodean".