CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Japón

Cada vez habrá más personas de 100 años, ¿cómo se prepara el mundo para esto?

Por Eoghan Macguire

(CNN) — ¿Cuál es el secreto para vivir 100 años? Algunos dicen que es garantizar un montón de ejercicio; otros apuntan a los beneficios de un clima templado. Incluso hay algunos que sugieren que una vida sexual sana tiene mucho que ver con esto.

El número de personas que viven hasta los 100 puede ser relativamente pequeño, pero cada vez es más común, especialmente en países como Japón, que tiene la mayor proporción de personas centenarias en el mundo.

MIRA: Muere en Japón la persona más longeva del mundo; tenía 117 años

Los datos del Ministerio de Salud de Japón estiman que había 67.824 japoneses de 100 años o más en 2017. En 1965, cuando el país comenzó a registrar estadísticas sobre sus ciudadanos de tercera edad, solo había 153 centenarios.

Como resultado, los responsables de la formulación de políticas en Japón han comenzado a estudiar cómo atender a quienes llegan al club de los 100, y lo que encuentren podría ser de utilidad para el resto del mundo en los años venideros.

Desafíos de una población que envejece

En Japón cada vez hay más personas con 100 o más años.

En Japón, cada vez hay más personas con 100 o más años.

El 27% de la población de Japón tiene 65 años o más, según datos del Banco Mundial. En 1990, esa cifra era tan baja como un 11%.

Si bien vivir más tiempo suele ser positivo, inevitablemente crea una serie de desafíos prácticos, como la carga en el estado para proporcionar servicios, pensiones y cuidado para un mayor número de personas mayores. En Japón, esto se ve agravado por una baja tasa de natalidad, lo que significa que hay menos personas en edad de trabajar para pagar los servicios a las personas mayores a través de impuestos o trabajo para empresas japonesas.

Una vida “multietapa”

Al abordar este tema del envejecimiento de la población, Lynda Gratton, profesora de Práctica Administrativa en London Business School y coautora del libro “La vida de los 100 años: vivir y trabajar en una era de longevidad”, dice que es importante que los gobiernos y las empresas “cuenten una historia” sobre cómo las personas pueden comenzar a vivir vidas múltiples en las que pueden tomar descansos profesionales y trabajar durante más tiempo en diferentes campos. Esta “narrativa” ayudará a señalar los desafíos futuros y alentará la conversación sobre cómo será la vida en las sociedades que envejecen, agrega Gratton.

MIRA: ¿Hay una forma normal de envejecer? Científicos la explican década por década

El Gobierno japonés ha propuesto extender la edad obligatoria de jubilación para los funcionarios públicos de 60 a 65 años. También ha hablado de alentar la “educación recurrente”, ayudar a las personas a capacitarse a lo largo de sus carreras, y permitir que aquellos que quieran trabajar en los últimos años lo hagan.

La profesora Hiroko Akiyama, del Instituto de Gerontología de la Universidad de Tokio, cree que estos son avances son bienvenidos, pero dice que el ritmo del cambio debe ser más rápido. “Nuestra fuerza de trabajo se está reduciendo, por lo que tenemos que tomar medidas drásticas ahora”, dijo.

Akiyama señala cómo el trabajo compartido, los patrones de trabajo flexibles y el trabajo a distancia pueden contribuir a que más personas trabajen por más tiempo. La inteligencia artificial y la robótica, lejos de reducir las oportunidades de empleo, también pueden ayudar a las personas mayores a trabajar más tiempo al compensar las cualidades que las personas pueden perder a medida que envejecen, como la fuerza o la flexibilidad, agrega.

Más allá del mundo del trabajo, los sistemas de atención de la salud probablemente se verán afectados por el envejecimiento de la población y se verán obligados a adaptarse en consecuencia. La política y los valores también podrían comenzar a cambiar, y las personas de edad suelen considerarse votantes más conservadores.

¿Cómo gestionar un mundo que envejece?

Japón ha sido una de las naciones más visibles al abordar estos desafíos, pero está lejos de ser el único afectado por ellos.

MIRA: ¿Cómo se siente envejecer? Este traje te da la respuesta

La población mundial de personas mayores (de 60 años o más) ascendió a 962 millones en 2017, según el informe de la ONU sobre el Envejecimiento de la Población Mundial. Eso es más del doble que en 1980, cuando había 382 millones de personas ancianas en todo el mundo, y se espera que el número se duplique de nuevo en 2050, a casi 2.100 millones.

Para el año 2050, se espera que las personas mayores constituyan el 35% de las poblaciones en Europa, el 28% en América del Norte, el 25% en América Latina y el Caribe, el 24% en Asia, el 23% en Oceanía y el 9% en África.

¿Oportunidades?

Sin embargo, también podría haber oportunidades dentro de los desafíos de una sociedad que envejece.

Las empresas en Japón han comenzado a abrir clubes de gimnasia que atienden a las personas mayores, mientras que los cuidadores robot se han introducido en hogares de ancianos, dispositivos de alto valor que podrían convertirse en exportaciones lucrativas.

MIRA: A los 80 y 91, estas dos mujeres desafían a la palabra envejecer

Gratton dice que Japón está a la vanguardia del desarrollo de la robótica y las máquinas que ayudan a las personas mayores, mientras que “los mayores de 55 años están gastando más que nadie” en el país.

Sin embargo, agrega que los países a nivel mundial también deben comenzar a planificar un futuro en el que ya no se aplique la vida tradicional de tres etapas de estudio, trabajo y jubilación.

“La gente tiene que ser mucho más proactiva”, dice ella. Además de planificar, ahorrar y mantenerse saludables, deben “conocer más cómo será el futuro”.

En lugar de pensar en envejecer cada vez más, agrega, la gente debería pensar en ser más joven por más tiempo.