K0EDTJ Sand Spider, Sicarius terrosus, Sequence 1 of burying in sand, also called six-eyed sand spider of southern Africa, six eyes arranged in three groups

(CNN) - La larga lista de artículos robados suena como la pesadilla de un aracnofóbico.

MIRA: Una mujer dice que le amputaron una pierna porque una araña la picó

Cucarachas rinocerontes, arañas de arena de seis ojos. arañas punto rojo, insectos asesinos, tarántulas cebra, escorpiones peludos del desierto.

Estos raros insectos se encuentran entre las 80 especies de criaturas vivas robadas del Insectario de Filadelfia y el Pabellón de las Mariposas el mes pasado en un extraño y descarado crimen que ha producido muchos sospechosos pero no detenciones.

Los ladrones se llevaron más del 80% de la colección del museo, unas 7.000 criaturas individuales, incluyendo colonias enteras de cucarachas y otros insectos, un botín valorado en 40.000.

FABP7B Mexican Fireleg or Rustleg tarantula (Brachypelma boehmei) native to Mexico, mainly the Pacific Coast of Guerrero state.

"No estoy seguro de que haya habido un robo de insectos vivos más grande", dijo John Cambridge, el dueño del museo, en una entrevista el miércoles. "Nuestro seguro no cubre esto. ¿Por qué lo harían? Esto no tiene precedentes".

Entre las criaturas robadas hay raras mantis, milpies, lagartos, ranas y serpientes. Uno, la araña de arena de seis ojos, tiene una picadura venenosa que puede poner en peligro la vida. Algunos están en peligro de extinción, dijo Cambridge.

Cambridge con algunos de los insectos.

Para empeorar las cosas, el robo parece haber sido un trabajo interno. Cambridge dijo a CNN que las cámaras de seguridad muestran a un puñado de empleados cargando cajas de insectos desde el edificio durante varios días a partir del 21 de agosto.

"Sabemos exactamente quién hizo esto. Se escabulleron por la parte posterior. Los atrapamos frente a la cámara", dijo. "Tomaron todas las cosas y luego no aparecieron para sus turnos".

Sin embargo, varios de los ladrones dejaron un recuerdo: sus uniformes azules del personal, pegados a la pared con un par de cuchillos.
 
Alrededor de una docena de los insectos fueron recuperados de la casa de un sospechoso, pero los otros siguen desaparecidos, dijo Cambridge.

La Policía de Filadelfia está investigando, pero no se han realizado arrestos. Un portavoz de la policía le dijo a CNN que su investigación está en curso.

Entonces, ¿por qué alguien robaría miles de insectos raros?

"Son muy fáciles de vender. El mercado de los entusiastas es bastante fuerte: espectáculos de mascotas exóticas y ese tipo de cosas", dijo Cambridge. "No hay forma de que los tomaran para formar parte de su colección personal".

Los robos obligaron al Insectarium, que acaba de abrir el año pasado, a cerrar su segundo y tercer piso mientras intenta reconstruir su colección. Cambridge lanzó GoFundMe para ayudar a financiar adquisiciones de nuevos animales.

Pero hay un lado positivo: desde que se difundió la noticia del atraco, el museo ha estado recibiendo donaciones de insectos vivos de coleccionistas e instituciones de todo el país.

Planea reabrir por completo el 3 de noviembre.

Gisela Crespo de CNN contribuyó a esta historia.