CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Huracanes

Huracanes

Huracán Florence: imágenes revelan antes y después de la destrucción en playas de Carolina del Norte

Por Paul P. Murphy

(CNN) – Una serie de imágenes aéreas registró la destrucción que dejó el huracán Florence en la costa de Carolina del Norte, desde líneas de casas sin sus tejas hasta calles completamente cubiertas de arena.

Las fotos fueron capturadas por aviones equipados con cámaras que toman “imágenes aéreas de alta definición” y recopiladas por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés). Las fotografías resultan vitales para poder evaluar el daño y organizar la asistencia que se necesita.

Las recientes imágenes posteriores al huracán Florence se realizaron este martes. Y la NOAA le indicó a CNN que las fotos correspondientes al antes del huracán son de 2014.

En una de las fotografías, las partes más al sur de la calle principal de Topsail Beach, en Anderson Boulevard, permanecen cubiertas de agua estancada oscura. Ocean Boulevard, una de las calles laterales, está completamente cubierta de arena.

El flujo de la marejada ciclónica quedó marcado en la arena que arrojó a la costa. Algunos muelles detrás de Carolina Boulevard fueron despojados de su madera y únicamente se mantienen sus torres.

Casas a lo largo de la isla quedaron sin sus tejas, que los fuertes vientos arrancaron.

Antes del huracán Florence, el asfalto negro del estacionamiento de Surf Condos rodeaba los ocho edificios del complejo. Ahora, las imágenes aéreas lo muestran cubierto de arena.

La playa frente a los condominios de edificios parece haberse reducido a la mitad, erosionada por la tormenta.

Justo la calle de los condominios, casi a 2 kilómetros de North Shore Drive está cubierta de arena por el oleaje.

Más de 1,6 kilómetros de Shore Drive, la carretera más cercana a la playa, está casi cubierta por completo de arena. Incluso partes de Topsail Drive, que está más alejada del mar, se encuentran llenas de arenas.

Entre los techos devastados, con sus tejas rotas por el viento, se encuentran piscinas elevadas de color verde esmeralda. El agua de aquellas en el suelo coincide con el mismo tono que tiene el agua estancada en las carreteras.

Los escombros de este tramo de casas también están en el suelo, a lo largo de todo el camino hacia el lado menos afectado de la isla.

Las playas desaparecen en las islas barrera debido a la oleada

Antes de la tormenta, el Servicio Meteorológico Nacional advirtió que la marejada traería “una erosión extrema en la playa con una pérdida significativa de dunas”.

A lo largo de las islas barrera, la playa arenosa es notablemente más delgada. Pero los mayores cambios parecen ser en las ensenadas que salpican las islas de barrera del estado.

El punto norte de la ensenada de New River es drásticamente diferente después del huracán Florence.

El punto norte de la ensenada de New Topsail, el extremo más al sur de Topsail Island, también es drásticamente más pequeño que en 2014.